+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

TEATRO

Probabilidades

Cia. El Hangar habla del amor y de universos paralelos en este montaje

 

El actor Antonio Aguilar. -

Juan Antonio Díaz
07/12/2018

CÓRDOBA

SALA POLIFEMO DEL TEATRO GÓNGORA

JUEVES 13

20.30 HORAS

El próximo jueves, a las 20.30 horas, en la Sala Polifemo del Teatro Góngora, tendremos la ocasión de ver a la Cía. El Hangar con Antonio Aguilar interpretando Probabilidades, un texto escrito por Chiqui Carabante. A este actor nacido en Palma del Río ya le hemos visto en anteriores puestas en escena como Pedro y el Capitán, De noche justo antes que los bosques o Como amar al Ministro de Justicia. En Probabilidades, Antonio Aguilar se enfrenta a tener que ofrecer sobre el escenario varias versiones del protagonista: para ser más concretos, tres desdoblamientos personales. Carabante pone al personaje ante una pirueta circense, siempre bordeando la frágil línea del error o equivocación al tomar una decisión u otra.

Alejandro está enamorado de Elena. Hace un mes, rota la relación, ella resuelve marchar a Galicia después de hacer las maletas. Él decide ir a recuperar este amor y va a buscarla con la intención de convencerla de que regrese de nuevo. Cuando llega a Vigo, Alejandro se encuentra con una primera vuelta de tuerca cuántica, ya que, junto a Elena, se encuentra a sí mismo, o a otro tipo exactamente igual a él, diciéndole que no quiere seguir con ella. Otra vuelta de tuerca y aparece un tercer Alejandro dispuesto a hacer lo que ha venido a conseguir el primero: reconquistar a Elena. Lejos de perder la calma, el Alejandro original tratará de explicarse este extraño fenómeno del desdoblamiento, a la vez que lucha por volver con Elena.Chiqui Carabante tiene tambien a su cargo la dirección de esta función, en la que mezcla el universo cuántico del que antes hablaba con una historia que integra amor, desamor y sexo, junto a un traje de astronauta, maquetas, el 15M, llamado también movimiento de los indignados, o el tema Gloria de Umberto Tozzi.

Antonio Aguilar no para quieto ni un instante, algo a lo que nos tiene ya acostumbrados en casi todas las producciones en que interviene. En esta propuesta utiliza mucha tecnología, incluyendo a un dron, construyendo las distintas escenas en función de texto narrado y pequeñas maquetas que recrean todas las realidades de Alejandro, mientras se proyectan en una gran pantalla. Una puesta en escena que, además del eje principal de recuperar a Elena, habla de vivir en universos paralelos de forma simultánea.