+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Inacción para adaptarse a la legalidad

Cultura: 'Si el modelo de la SGAE no es viable, habrá otras entidades de gestión'

El ministro Guirao anuncia que la intervención es el 'paso previo a la retirada de la licencia'

 

El ministro Guirao informa de los Presupuestos en el mundo del deporte, este jueves en Madrid. - EFE

El Periódico / Agencias
26/02/2019

El ministro de Cultura y Deporte, José Guirao, afirmó este martes que la intervención parcial de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) es el "paso previo a la retirada de la licencia para operar" y, pese a reconocer que supondría una "catástrofe", abrió la puerta a que otras entidades de gestión asuman su actividad ante su inacción para adaptarse a la legalidad.

"Si la mayoría considera que el modelo SGAE no es viable, surgirán otras entidades de gestión", aseguró el titular de Cultura en una entrevista con 'Servimedia', donde precisó que las entidades de gestión europeas podrían asumir su actividad, dado que "pueden operar aquí".

El ministro solicitó la semana pasada a la Sala de lo Contencioso-Administrativo de la Audiencia Nacional una intervención parcial de la sociedad de autores, a fin de nombrar una gestora que adapte los estatutos, implante un sistema de voto electrónico y modifique el reparto de derechos de autor.

"Esto es previo a la retirada de la licencia para operar. Eso sería una catástrofe, porque la SGAE es la sociedad de gestión de derechos mayor de España, de las más importantes de Europa y del mundo con una tradición de más de un siglo", valoró Guirao, que acusó a la entidad de haber "perdido el tiempo pensando que el Ministerio no se iba a atrever".

Incumplimiento del plazo de requerimiento

Esta intervención es el resultado tras varios requerimientos impulsados por el Ministerio de Cultura y que la SGAE incumplió. El plazo del último requerimiento expiró el pasado 27 de diciembre sin que la sociedad pudiera cambiar los Estatutos, después de una asamblea de socios que solo contó con el 58% de apoyos, insuficientes para modificarlos.

"En este proceso previo, siempre dije que era bueno que ellos lo arreglaran, que no tuviéramos que llegar a la intervención, porque todo esto va en detrimento de la imagen de los autores", afirmó el ministro.

Y es que "mientras la Unión Europea, el Parlamento Europeo y el Gobierno nos estamos batiendo el cobre para conseguir que el derecho de autor tenga una remuneración, ahora llega una sociedad de gestión y da esta imagen, que no es nada edificante", valoró.

Nueva ley de propiedad intelectual

El quid de la cuestión es la polémica conocida como "la rueda" de las televisiones, con la que los autores se estaban beneficiando de un 70% de beneficios por las canciones emitidas de madrugada con una audiencia ínfima. La nueva ley de propiedad intelectual rebaja estos derechos al 20%.

"La petición de intervención está plenamente justificada y, desde luego, la SGAE no podrá decir que no fue avisada con tiempo", zanjó Guirao.

El ministro aseguró que en la sociedad de autores "ahora mismo están absolutamente divididos" y señaló que "lo primero que tiene que haber es un acuerdo entre la mayoría" de socios, a fin de "pacificar" la situación.

En este sentido, dijo que "para conseguir pacificar la SGAE, la tienen que pacificar ellos; el Ministerio puede intervenir para adecuar esos aspectos de la ley que no se cumplen y que están bajo su tutela, pero para que funcione bien tiene que haber un consenso entre ellos".

Las elecciones no paralizarán la intervención

Preguntado por la posibilidad de que las elecciones y la formación de un nuevo Gobierno dilaten la intervención de la sociedad de autores -puesto que el Gobierno participará en la gestora con un subsecretario de Estado y una directora de Hacienda, al margen de un independiente-, el responsable de Cultura aseguró que el próximo Ejecutivo, sea cual sea, continuará con la intervención.

"Si fuera otro Gobierno el que tuviera que continuar la labor, yo creo que lo seguiría haciendo, ya que cuando yo llegué en junio (tras la dimisión de Màxim Huerta y la moción de censura) el PP ya llevaba una trayectoria y un recorrido tendente a controlar estos temas", por lo que "no es sólo una posición del PSOE, sino que comparten PP, Ciudadanos y Podemos", dijo.

Y es que, como afirmó, "en este tema de la SGAE hay un enorme consenso", por lo que pidió que la intervención se salde con la "voluntad de hacer las cosas pacíficamente".