+
Accede a tu cuenta

no

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

CAPRICHOS DE MILLONARIOS

Jeff Bezos compró una mansión en Los Ángeles por 165 millones de dólares

Se trata de una mansión de estilo colonial que, además, incorpora pista de tenis, piscina y jardines en sus 13.000 metros cuadrados.

 

Bezos compra lo que quiere y donde quiere. - AFP

EL PERIÓDICO
13/02/2020

El fundador y presidente de Amazon, Jeff Bezos, batió récords al comprar una residencia en Beverly Hills (EE.UU.) por 165 millones de dólares, la más cara de la historia en todo el condado de Los Ángeles, donde residen numerosas celebridades.

La casa, también la más costosa de todo el estado de California, es una villa diseñada en 1930 como residencia del primer presidente de los estudios Warner Bros., Jack Warner, y entre otras lujos cuenta con su propio campo de golf de nueve hoyos, informaron medios de finanzas y entretenimiento como The Hollywood Reporter.

Se trata de una mansión de estilo colonial que, además, incorpora pista de tenis, piscina y jardines en sus 13.000 metros cuadrados.

Según el periódico The Wall Street Journal, en la transacción no han intervenido agentes inmobiliarios ni intermediarios.

Bezos y su pareja, Lauren Sanchez, habrían acordado la venta directamente con el magnate de medios David Geffen, anterior propietario de la residencia, sobre la cual ya había rumores de que pronto saldría al mercado.

Cuando Geffen compró la villa, en 1990, el precio fue de 47,5 millones de dólares y marcó récords en su momento.

La residencia ha aparecido en amplios reportajes de conocidas revistas de arquitectura como Architectural Digest por ser un ejemplo del diseño de mansiones con inspiración colonial que surgió en la época dorada de Hollywood e inundó las colinas de Bel Air, Beverly Hills y otras zonas del condado de Los Ángeles.

Precisamente, la anterior residencia más cara de Los Ángeles se ubicaba en Bel Air, conocida como la villa Chartwell y adquirida por Lachlan Murdoch, presidente de Fox, a cambio de unos 150 millones de dólares.