+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

ACTIVIDADES DE LA QUINTA JORNADA DE LA FERIA DEL LIBRO

Los versos reinan en el Bulevar

Justo Navarro presenta ‘Petit París’, una intriga en la Francia de la Segunda Guerra Mundial. Whitman recibe un tributo en su bicentenario y una mesa redonda analiza la poesía de María Rosal

 

Participantes en el homenaje que ayer recibió Walt Whitman en la Feria del Libro. - A.J. GONZÁLEZ

Carmen Lozano Carmen Lozano
03/04/2019

Los versos tomaron ayer el Bulevar del Gran Capitán en la quinta jornada de la Feria del Libro, que rindió un homenaje a Walt Whitman en el bicentenario de su nacimiento, aunque también tuvieron protagonismo los poemas de la cordobesa María Rosal. Por otro lado, la fiesta de la lectura compartió un encuentro con el escritor Justo Navarro, que habló de su último libro, Petit París, y Fran Pintadera -narrador oral, director de teatro social y escritor de literatura infantil-, que mantuvo un encuentro con alumnos de primer ciclo de Primaria de los CEIP Pedagogo García Navarro y Ciudad Jardín a propósito de su último libro, Los valientes caballeros (Tres Tristes Tigres).

La tarde comenzó en el Bulevar con una mesa redonda conducida por el periodista Francisco A. Carrasco en torno a la poesía de María Rosal, en la que se presentaron dos importantes volúmenes sobre sus versos. Por un lado, Alessia della Rocha ha traducido al italiano los versos de la poeta en Rinascere a Oriente, un volumen que ha convertido en bilingüe la obra Al este del andén, mientras que Alicia Vara dio a conocer La impronta clásica en la poesía de María Rosal, un estudio profundo y extenso en el que ahonda en los referentes clásicos de los versos de la autora cordobesa, tanto en el uso de la métrica como de la mitología, siempre bajo una revisión feminista. Para Rosal, «que dos personas expertas, una en la traducción y otra en la interpretación y la crítica literaria, se hayan ocupado de mi poesía me da una gran alegría y, sobre todo, siento mucho agradecimiento y emoción».

HOMENAJE // Tras la poesía de Rosal, la Feria del Libro retrocedió 200 años con el homenaje a Whitman, considerado el padre de la poesía moderna norteamerica y del verso libre. «Durante un tiempo, pensé en Whitman no solo como un gran poeta, sino como el único poeta. De hecho, llegué a pensar que todos los poetas del mundo hasta 1855 se habían limitado a conducir hacia Whitman, y no imitarlo era una demostración de ignorancia», decía Borges sobre este autor, cuya influencia en la poesía mundial es enorme, y no solo en el mundo anglosajón, sino también en la poesía de habla hispana, como León Felipe, Neruda o Lorca, según señaló Ana Ramos, coordinadora de este tributo. En este acto intervinieron Estefanía Cabello, Francisco Gálvez, Pablo García Casado y Antonio Luis Ginés. Todos ellos hablaron de sus experiencias personales ante la lectura de Whitman y recitaron algunos de sus versos.

En cuanto a las presentaciones de obras, el escritor Justo Navarro recaló ayer en la Feria del Libro de Córdoba con Petit París, una novela negra en la que vuelve al comisario Polo de Gran Granada (2015), al que rejuvenece 20 años para trasladarlo al París de 1943, en plena Guerra Mundial. La acción se desarrolla cuando los alemanes «están empezando a perder la guerra y en la ciudad hay una especie de aire de descomposición, que siempre viene bien para las novelas de crímenes e intriga», señaló el autor.

«El comisario Polo tenía ganas de moverse», aunque «las fechas las elijo por azar», prosiguió Navarro, que explicó que, documentándose en los periódicos de la época para esta novela, descubrió que ese año tuvo lugar el gran bombardeo de París el 4 de abril por los aliados, un episodio que también se refleja en la novela. «Me gusta inventar un ambiente y la mejor manera es buscar en la prensa», continuó, mientras Bernardo Ríos, su presentador, subrayó que esta novela «transmite un pasado y la influencia que puede tener en el presente actual».

Por último, por la feria pasaron a firmar ejemplares de su libros los escritores Julio Merino, que atendió a los lectores de Grandes personajes de la España del siglo XX, y Rafael Herrera, que llegó con su libro Suite.

Temas relacionados