+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

PUENTE GENIL / Recta final del proceso de reurbanización del barrio

Licitada la obra del desdoble del tráfico en Miragenil

Los trabajos podrían comenzar en octubre para acabar antes de final de año

 

Zona de la calle Nueva en la que se iniciará la obra del desdoble. - P. MANSILLA

Pablo Mansilla Pablo Mansilla
12/09/2018

Las obras que permitirán el desdoble del tráfico rodado en la calle Nueva, en el barrio pontanés de Miragenil, darán comienzo en los últimos días de septiembre o los primeros de octubre. Para ello se llevará a cabo la construcción de una nueva vía por una cuantía final que se aproxima a 400.000 euros. Además, la Cuesta del Molino será intervenida para mejorar la red de abastecimiento y su margen derecha. El portavoz del gobierno municipal, José Antonio Gómez, dio ayer los detalles del proyecto de habilitación de una nueva calle en paralelo a Nueva, que contará con red de alumbrado, iluminación, red de abastecimiento y saneamiento, telecomunicaciones, arboleda, señalización y mobiliario urbano. Una vez concluido el plazo de ejecución, establecido en cuatro meses, quedará completada la intervención que ya se está realizando con el PFEA en las calles Nueva y Herrera con el ensanchado de acerado y embellecimiento del barrio.

Por otra parte, la intervención en la Cuesta del Molino, con un coste superior a 181.000 euros, tiene como fin la renovación de toda la red de abastecimiento desde la glorieta de Parejo y Cañero hasta la de calle Cantarerías, así como el adecentamiento del margen derecho, creando un pequeño acerado en una de las calles más transitadas.

En su intervención, Gómez subrayó que Locsons, la empresa adjudicataria, ha dejado constancia en la documentación presentada de sendas rebajas en los presupuestos iniciales planteados por el Ayuntamiento para ambas tareas, lo cual supondrá un ahorro total de unos 279.000 euros para las arcas municipales que quedarán como remanente. Además, aseguran que el tiempo de ejecución del desdoble y los trabajos en la Cuesta del Molino se ha reducido de seis a cuatro meses y de cuatro meses a tres, respectivamente.

Temas relacionados