+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

la carlota / actuación de la guardia civil

Desmantelan un punto de distribución de hachís y detienen a cuatro personas

El instituto armado se incauta de 102 bellotas, joyas y un turismo

 

Un agente de la Guardia Civil muestra el hachís intervenido. - CÓRDOBA

REDACCIÓN
15/01/2018

La Guardia Civil ha desarticulado un grupo organizado dedicado al tráfico de drogas desde Marruecos, en una actuación que ha conllevado el desmantelamiento del punto donde se depositaba y distribuía el hachís -trasladado desde el país vecino- en un domicilio de La Carlota.

De este modo, en el marco de esta operación se han producido tres detenciones en La Carlota y una en Montoro, y se ha intervenido más de un kilogramo de la citada droga, preparada para su venta en 102 bellotas, así como joyas y un turismo. El instituto armado informa de que se han efectuado tres registros. Uno de ellos, en el citado domicilio; otro, en una nave en El Carpio, y el tercero, en el domicilio de un detenido en Montoro.

La operación se inició el pasado noviembre, tras conocer la existencia de una organización delictiva que se dedicaba a la introducción de hachís en Córdoba y provincia, y su posterior distribución al menudeo. Los integrantes del grupo son tres hombres y una mujer. Dos de ellos estaban en tercer grado penitenciario, por lo que después de detenidos fueron reingresados en la cárcel, donde pasaron al régimen ordinario.

En una primera fase de la investigación, la Guardia Civil detectó que el grupo criminal estaba formado por cuatro personas y que dos de ellas podrían estar dedicándose a la venta de herramientas sustraídas en las localidades de La Carlota y Peñarroya, por lo que se activaron los dispositivos pertinentes para comprobar las sospechas e identificar a los implicados.

Como consecuencia de esta primera etapa, se interceptó uno de los turismos habitualmente utilizados por un sospechoso cuando era conducido por el mismo, localizando en su interior 70 bellotas de hachís y procediéndose a la detención de esta persona. Al sospechar que en la vivienda que el grupo mantenía como lugar de depósito y distribución de la droga podría ocultar más estupefacientes, se registró la misma, encontrando otras 30 bellotas, por lo que se detuvo a los otros tres integrantes del grupo.