+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

REPORTAJE

El Templo Romano no es un basurero

Patrimonio Inteligente ha realizado 2 limpiezas extra del monumento solo en el mes de diciembre

 

El monumento, recién restaurado, sigue siendo lugar de desecho de mucha basura. - A. J. GONZÁLEZ

Araceli R. Arjona Araceli R. Arjona
03/01/2018

El Templo Romano de Córdoba, situado en la calle Claudio Marcelo, un monumento recién restaurado que en breve se volverá a intervenir para hacerlo visitable, no es un vertedero. Esta obviedad es algo que olvidan muchos cordobeses y visitantes cuando pasean por los alrededores, cuando no es extraño observar a gente que, con más o menos disimulo, decide soltar en su interior latas, botellas vacías, papeles, colillas... sin reparar en que se trata de un espacio singular en el que se ha invertido una cantidad importante de dinero para disfrute de todos. La empresa encargada de la primera fase de la intervención y del mantenimiento, Patrimonio Inteligente, afirma que desde que acabó su intervención, además de las visitas fijadas, han sido necesarias actuaciones extraordinarias por la acumulación de basura registrada. Solo en el mes de diciembre, ha sido necesario llevar a cabo dos campañas de limpieza extraordinarias. «Es llamativo porque en otras ocasiones, una actuación así lleva durante meses a un cuidado especial de la ciudadanía, pero en este caso hemos visto que pasa todo lo contrario», señalan, «es normal que se acumule cierta suciedad, pero no hablamos de lo que arrastra el viento, la gente tira cosas dentro como si ese espacio fuera un contenedor». En este sentido, señalan que «no sirve de nada limpiar y adecentar el templo si la gente no se conciencia en que hay que mantenerlo».

Pese a la retirada de la colonia de gatos que se encontraba instalada en las ruinas y que premanece en las instalaciones del Arca de Noé, «se han vuelto a ver en la zona excrementos, más gatos y restos de comida, aunque no en cuencos como antes». La presencia de colonias de gatos en este tipo de ruinas está desaconsejada por los expertos por lo que recomiendan que no se les alimente. Las cámaras de vigilancia que existen en la zona no parecen ser un elemento disuasor para los incívicos, por lo que la empresa plantea incorporar otras medidas como cartelería o vigilancia de otro tipo. Tras la primera intervención de limpieza y adecentamiento que concluyó en agosto, está previsto que en breve se retomen las obras en el monumento.

   
2 Comentarios
02

Por frankcordoba1 12:54 - 03.01.2018

TOTALMENTE DE ACUERDO CON EL COMENTARIO Nº 1,SOLO AÑADIRIA QUE COMO YA APUNTE EN OTRO COMENTARIO,ESTO REALMENTE DE ""TEMPLO"" TIENE POCO..Y DE ANTIGUO MENOS AUN...SE TRATA DE COLUMNAS NUEVAS,Y MUCHO LADRILLO AÑADIDO..NO OBTANTE MERECE RESPETO Y CASTIGO A LOS SUCIOS QUE LO DEGRADEN...CASTIGO EN FORMA DE MULTA..VERAS COMO SE ACABAN LOS PAPELES Y COLILLAS.

01

Por Michelis 8:15 - 03.01.2018

Como en todos los aspectos de la vida, para evitar estos males, solo existe una medicina, se llama educación. El problema es que ya ha pasado alguna generación sin tomarla y claro, es imposible recetarla a la siguiente si no se conoce. Es el fondo de todos los males de la actualidad y claramente se ve en la superficie