+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

REPORTAJE

Salvar las lenguas clásicas

El catedrático cordobés José María Maestre ha logrado que el Congreso de los Diputados respalde una proposición para que la Unesco declare Patrimonio Inmaterial de la Humanidad el latín y el griego

 

Emilio del Río, junto al cordobés José María Maestre, en el Congreso. - CÓRDOBA

M.J. Raya M.J. Raya
30/03/2019

Córdoba (por sus raíces romanas y latinas) podría ser partícipe de una nueva declaración de Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, la que la Sociedad de Estudios Latinos (Selat) y su presidente nacional, el cordobés José María Maestre Maestre, quiere solicitar a la Unesco. Maestre, catedrático de Latín por la Universidad de Cádiz, junto al latinista riojano y portavoz de Cultura del PP en el Congreso de los Diputados, Emilio del Río, son los impulsores de esta iniciativa, que fue registrada como proposición no de ley (PNL) por Del Río en julio del año pasado y defendida hace unas semanas en la Comisión de Cultura del Congreso de los Diputados.

Esta comisión aprobó por unanimidad esta proposición que insta al Gobierno central a que solicite a la Unesco que declare el latín y el griego Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

José María Maestre apunta que esta propuesta ha sido apoyada a su vez por la Sociedad de Estudios Clásicos, el Instituto de Estudios Humanísticos, la asociación Cultura Clasica.com y otras muchas sociedades y organismos de estudios clásicos de España. Según Maestre, la proposición aprobada en esa comisión persigue poner en valor las lenguas clásicas y contribuir a su defensa. En el caso del latín, como lengua de cultura durante siglos y como lengua que, aunque transformada, siguen hablando millones de personas en el mundo.

Y, en lo que respecta al griego, como lengua de la que ha partido una de las literaturas más ricas del mundo y que ha contribuido a forjar el pensamiento y los valores democráticos de la sociedad actual.

José María Maestre indica que entre los pasos que tienen que darse para lograr esta declaración de la Unesco es que gobiernos autonómicos y ayuntamientos (incluido el de Córdoba u otros significativos como Mérida, Sevilla, Segovia, entre otros) también le den su apoyo. A las Cortes Valencianas ya ha llegado la iniciativa y pronto se buscará a su vez el respaldo de la Junta de Andalucía.

Este catedrático resalta que, sobre todo, es prioritario recabar el apoyo político a esta declaración de parte de otras naciones europeas y latinoamericanas vinculadas al latín y al griego, para que sea una iniciativa que redunde en todo el mundo, no en un solo país, en este caso para Italia, como defendieron en el 2011 el profesor italiano Luigi Miraglia y en el 2017 el senador también de este país Fabrizio Bocchino.

Este estudioso recalca que la importancia de esta petición a la Unesco es que además de política es académica y, por este motivo, entiende que el apoyo a esta proposición debe provenir también del mundo académico y sociedades especializadas de España y de otras naciones.

En el Congreso Internacional Orbis Latinus, que se celebrará en Granada en mayo de este año, con el título Las lenguas clásicas como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, se recogerán firmas a favor de esta declaración. También la Real Academia Española (RAE) ha brindado su apoyo a la declaración y catedráticos de Lisboa y de México se han comprometido ya a trabajar para su consecución.

Mayor protección

«El latín y griego necesitan esta protección de la Unesco más que nunca. El latín ha quedado reducido a una asignatura en humanidades y el griego se imparte en pocos centros de enseñanza. Hay estudios que reflejan que el griego y las culturas clásicas están desapareciendo de los institutos, debido a que los planes de estudios que hacen los centros excluyen esta lengua. El Estado debería fijar unos mínimos para la enseñanza de estas materias», demanda José María Maestre.

Emilio del Río, junto al cordobés José María Maestre, en el Congreso. Foto: CÓRDOBA