+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

EN UN LOCAL DE CIUDAD JARDÍN

La Policía sorprende gracias a WhatsApp a veinte menores consumiendo alcohol en Córdoba

Los chicos, de entre entre 13 y 16 años, compartían mensajes donde informaban de los establecimientos sin control en la dispensa de bebidas

 

Imagen facilitada por la Policía Nacional adscrita a la Junta de los menores sorprendidos consumiendo alcohol en un local de Ciudad Jardín. - CÓRDOBA

Redacción
10/10/2019

Los mensajes en WhatsApp llevaron a los agentes hasta el bar donde sorprendieron a una veintena de menores consumiendo alcohol. Intervino la Unidad de Policía Adscrita a la Junta, que avisó a los padres de hasta trece menores de entre 13 y 16 años. El propietario del local se enfrenta a multas que oscilan entre los 3.001 y 15.000 euros, si se trata de la primera infracción, y de 601 a 10.000 euros, si es la segunda. Además, estas sanciones pueden conllevar el cierre temporal, total o parcial del establecimiento.

Mensajes a través de redes sociales y grupos de WhatsApp

Según informa la Junta de Andalucía, los hechos ocurrieron el pasado viernes. Los agentes que intervinieron comprobaron que los jóvenes se intercambiaban mensajes a través de las redes sociales y grupos de Whatsapp, en los que colgaban información de los establecimientos que no ejercen ningún tipo de control de acceso o no preguntaban la edad para la dispensa de bebidas alcohólicas.

Cuando la Policía llevó a cabo una inspección en uno de estos locales, situado en el barrio de Ciudad Jardín, constató que más de veinte menores, con edades comprendidas entre 13 y 16 años, se encontraban consumiendo bebidas alcohólicas de diversa graduación y fumando cachimbas de sabores.

Denuncia por venta de alcohol a menores

Los funcionarios de la Adscrita avisaron a los progenitores de 13 de los menores, siendo informados de los hechos y haciéndose cargo de sus hijos. Posteriormente, los agentes procedieron a levantar las correspondientes actas de denuncia al titular del establecimiento por venta de alcohol y la venta y el consumo de tabaco o de productos de sabores que inciten a fumar a menores de edad.

Todas estas infracciones detectadas por la Unidad de Policía Adscrita han sido remitidas a la Delegación Territorial de Salud y Familia para la apertura del correspondiente expediente sancionador al propietario del establecimiento, por dos infracciones graves, venta de alcohol a menores y venta y consumo de tabaco o productos de sabores que inciten a fumar a menores de edad.