+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

delincuencia

La Guardia Civil desarticula una red especializada en estafas a la PAC

Cuatro personas ha sido detenidas en Córdoba y Palencia

 

Una agente de la Guardia Civil, ante un ordenador. - Foto: CÓRDOBA

Redacción
08/11/2018

El pasado mes de mayo, la Guardia Civil del puesto de Nava de la Asunción (Segovia), tuvo conocimiento de la denuncia interpuesta por una persona que ponía en conocimiento unos hechos que pudieran estar relacionados con una estafa a la solicitud única de ayudas de la Política Agraria Comunitaria (PAC).

Posteriormente, y ante la existencia de indicios que daban lugar a pensar que podría tratarse de una actividad delictiva realizada en varias zonas geográficas de la comunidad, el equipo de Patrimonio de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Comandancia de Segovia se hizo cargo de las investigaciones, descubriendo la existencia de una supuesta sociedad civil cuyos representantes y administradores serían los responsables de un engaño llevado a cabo en relación a la celebración de contratos privados sobre la cesión temporal de fincas para la percepción de la subvención política agraria común (PAC), informa la Guardia Civil en una nota de prensa.

En concreto, el contrato incluido en la denuncia recibida establecía la cesión temporal de varias fincas en una localidad andaluza durante un periodo de un año, acordándose entre las partes un precio de arrendamiento, para así, proporcionar documentos falsos que ampararían ante la Administración Autonómica la posesión de los mismos y completar el cupo de terreno exigido para peticionar la ayuda.

Por su parte, el órgano autonómico encargado de fiscalizar estas subvenciones, de manera habitual lleva a cabo los correspondientes controles de seguridad en todas las solicitudes únicas de ayudas PAC, pudiendo comprobar en varias de éstas la existencia de una serie de recintos que resultaban alejados del lugar físico de la explotación agraria general detectada, poniendo en tela de juicio que formaran parte de la misma al  encontrarse en otras Comunidades Autónomas alejadas de Castilla y León.

Tras mantener por parte de miembros de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de Segovia diversas reuniones con personal dependiente de la Consejería de Agricultura y Ganadería (Dirección General de Política Agraria Comunitaria) de la Junta de Castilla y León, se llegó a la conclusión de la existencia de varios casos más, perfectamente identificados, los cuales estarían en igualdad de circunstancias fraudulentas con el detectado originariamente.

A raíz de un estudio detallado de los expedientes encontrados, los agentes de la Unidad Orgánica de Policía Judicial lograron establecer e identificar plenamente a un grupo debidamente organizado que se dedicaría a la falsificación de la documentación pertinente para realizar, por un lado, contratos de cesión de superficies, y por otra parte, arrendamientos y subarrendamientos rústicos de temporada sobre fincas y terrenos (ubicados fuera de la CCAA) de propietarios que no conocían tal hecho, además de convenir otros contratos con profesionales agrícolas que aprovecharían dichos documentos para justificar la tenencia y realización de un trabajo que realmente no habría sido ejecutado, y de esta manera solicitar a la Junta de Castilla y León una subvención agrícola de la administración europea (Política Agraria Común).

Según las investigaciones, la organización criminal contactaría con sus “clientes” (profesionales agrícolas) de varias formas, a través de anuncios en prensa común, en páginas Web especializadas del sector o de anuncios en general, ofertando los terrenos que previamente habrían sido localizados en provincias como Córdoba, Badajoz o Toledo, todo ello sin el consentimiento de sus legítimos propietarios.

Una vez finalizadas las primeras investigaciones, el dispositivo se centró en la localización de las personas que habían suscrito las subvenciones amparándose en los documentos falsos; posteriormente, la actividad policial se dedicó a la localización de todos los integrantes de la organización criminal, contando para ello con la colaboración de la Guardia Civil de Córdoba y Palencia, ya que se trataba de personas que dificultaban su rastro de manera muy profesional, teniendo que poner en práctica diversas técnicas policiales para poder dar con su paradero actual.

Como término a la investigación, entre los meses de agosto y septiembre del presente, se investigó a 18 personas en las provincias de Segovia, Valladolid, Salamanca, Burgos, Zamora y Palencia, por su presunta participación en varios delitos de estafa al solicitar de manera irregular la subvención PAC.

Una vez finalizada la primera fase de la operación, los días 23, 24 y 26 de octubre de 2018, se procedió en las localidades de Córdoba y Palencia a la detención de cuatro personas como presuntos autores de los delitos de estafa y pertenencia a organización criminal, quienes conformaban la red que llevaba a cabo el entramado.

Como resultado de la operación, se ha conseguido desbaratar una red que hubiera facilitado estafar a la Administración más de 102.000 euros en subvenciones a la PAC; además hay que añadir el dinero percibido fraudulentamente por la Organización de las personas que contactaron con ellos, cifra que rondaría los 21.000 euros. Gracias a la labor preventiva de detección de las estafas, el dinero descubierto ha podido ser destinado a sus fines, indica la Guardia Civil.

Tanto las diligencias como los detenidos e investigados han sido puestos a disposición de los diferentes juzgados provinciales en funciones de guardia de Burgos, Palencia, Valladolid, Salamanca, Zamora y Segovia.

Temas relacionados