+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

SE ENFRENTA A ONCE AÑOS DE CÁRCEL

Declarada culpable la acusada de asesinar a su vecina de 80 años en Ciudad Jardín

El jurado ha tomado la decisión por unanimidad al basarse en la confesión de la acusada

 

Un momento del juicio. - EUROPA PRESS

Agencias
13/01/2020

El jurado de la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Córdoba ha declarado culpable por unanimidad a la mujer de unos 70 años acusada de asesinar a su vecina, una mujer de 80 años, tras supuestamente clavarle un cuchillo y asfixiarla hasta la muerte en el barrio de Ciudad Jardín de la capital cordobesa el día 7 de junio del año 2018, hechos por los que se enfrenta a una pena de diez años y once meses de cárcel, informa Europa Press.

Al respecto, el jurado considera culpable a la mujer "en base a la confesión de la misma, realizada en el acto del juicio y corroborada por la declaración de un agente de la Policía Nacional, así como por la de los médicos forenses, que confirman los hechos y los ratifican".

En este sentido, ven probada "la alevosía, en base al reconocimiento por parte de la acusada de los hechos, quien manifestó que el apuñalamiento fue por detrás", al tiempo que "la asfixia se produjo sin que hubiera posibilidad de defensa de la víctima, que estaba boca arriba e inmovilizada por la posición de la procesada sobre ella, siendo la asfixia la causa de la muerte".

Igualmente, han destacado que está "probada la reparación del daño", tras expresar la acusada que es propietaria de una plaza de aparcamiento y "hace dación en pago de la referida" a los perjudicados, familiares de la víctima, "en concepto de parte de la indemnización reclamada en la causa".

Asimismo, han expuesto que "en caso de ser condenada y de que concurran las circunstancias legales necesarias no debe proponerse al Gobierno el indulto de la pena que le sea impuesta", al tiempo que estiman que "no deben concederse los beneficios de la condena condicional".

LAS PENAS

Entretanto, la Fiscalía ha solicitado que le impongan diez años y once meses de cárcel, frente a los 17 iniciales que pedía, así como un total de 15 años de orden de alejamiento de los familiares de la víctima, petición a la que se han adherido tanto la acusación particular, como la defensa.

Durante el juicio, celebrado la semana pasada, la procesada se limitó a contestar a las preguntas de las partes sobre el momento del suceso con un "sí, señor", al tiempo que afirmó que el 9 de junio de 2018 compareció en dependencias policiales voluntariamente para confesar el asesinato. Además, la acusada se retractó de los comentarios que hizo hacia la víctima.

Según recoge la calificación del Ministerio Público, a la que ha tenido acceso Europa Press, los hechos ocurrieron sobre las 20,30 horas del día 7 de junio de 2018, cuando la procesada se personó en el domicilio de la víctima, en la calle Maestro Priego López, con la que tenía amistad desde tiempo atrás.

Al respecto, la acusada portaba en el bolso un cuchillo de pequeñas dimensiones que previamente había cogido de su casa, "con la intención de dar un susto a la anterior, debido a las desavenencias que tenían en esos momentos", de manera que presuntamente se originó una discusión cuando se encontraban en el salón de la citada vivienda, si bien en un momento dado la procesada decidió marcharse.

De este modo, "cuando caminaban por el pasillo, yendo la acusada detrás de la mujer, de forma sorpresiva clavó a ésta por la espalda el cuchillo en el cuello, con intención de acabar con su vida, ocasionándole una herida inciso punzante de tres centímetros en el lateral izquierdo del mismo", según relata el fiscal.

Tras ello, explica que "cayeron al suelo y la acusada encima de ella le ocasionó la muerte por asfixia mecánica, sin que la víctima pudiera oponer resistencia".

Después, la procesada salió del lugar llevando en las manos restos de flores de plástico que había en una mesita del pasillo y el mango del cuchillo usado, que se había separado de la hoja, y al llegar a su casa metió las flores en una cubeta con agua con amoniaco y lavó el mango del cuchillo con vinagre, guardando todo posteriormente, según indica el Ministerio Público.

DECLARÓ VOLUNTARIAMENTE

No obstante, sobre las 12,30 horas de día 9 de junio, "cuando aún no se había dirigido directamente la investigación policial sobre la acusada, la misma compareció voluntariamente en las dependencias de la comisaría de Policía Nacional de la avenida Campo Madre de Dios".

En este sentido, el fiscal detalla que "confesó haber estado con la víctima el día de los hechos y haberle pinchado en el cuello, cayendo ambas al suelo, manifestando igualmente no recordar nada más, hasta que regresaba a pie a su casa", según precisa en la calificación inicial.