+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

SOLO EN LA CAPITAL, HAY MÁS DE 2.000 PERSONAS DESATENDIDAS

621 días para ser atendidos, la larga espera de miles de dependientes

Las mujeres mayores, usuarias y cuidadoras, son las que se ven más afectadas por esta situación. Más de 7.000 cordobeses tienen en la provincia una prestación reconocida que no acaba de llegar

 

621 días para ser atendidos, la larga espera de miles de dependientes -

Araceli R. Arjona Araceli R. Arjona
29/01/2020

Ciento ochenta días, seis meses, es el plazo máximo que marca la ley de Dependencia para cumplir los trámites y asignar la ayuda correspondiente. 621 días, el tiempo medio real que tienen que esperar en Córdoba las personas dependientes. Algunos aguantan lo suficiente y consiguen mejorar su calidad de vida, otros se quedan en el camino y cuando les llega la carta que les informa de la llegada inminente de la prestación ya han muerto, los que más, sobre todo, cuando se trata de personas mayores, empeoran progresivamente para desgracia de ellos y de sus cuidadores. La situación no es nueva, pero sigue truncando el día a día de miles de personas.

Más de 7.000 cordobeses dependientes, valorados y con prestación reconocida están esperando actualmente en Córdoba para ser atendidos, una situación que llega a prolongarse una media de 621 días, según el Colegio de Trabajadores Sociales, «por más que la ley fije en seis meses el plazo máximo para recibir la prestación». De esos 7.000 cordobeses, más de 2.000 residen en la capital y el resto en municipios de la provincia, según los datos facilitados por la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales. Se trata de una foto fija que varía a escasa velocidad mes a mes y que mantiene a un número ingente de usuarios desatendidos, lo que para el Colegio Profesional, que ha puesto en marcha una campaña para reivindicar el cumpliento de los plazos, supone «un retroceso en los derechos de las personas más vulnerables y un problema al que se enfrentan diariamente los profesionales y los tramitadores de la ley».

Según las estadísticas publicadas por el Imserso, el perfil de los usuarios de dependencia en Andalucía es el de mujeres (más del 65%) de edad avanzada (más del 64% tiene más de 80 años), lo que según los trabajadores sociales de la provincia de Córdoba supone que las víctimas de los retrasos en la asignación de prestación son las mujeres por partida doble, como beneficiarias y como cuidadoras, ya que el 89,3% de los cuidadores no profesionales de personas en situación de dependencia son actualmente mujeres (el 60% de las cuales tienen más de 50 años).

La mayor longevidad de ellas, la mayor carga de cuidado y la presencia de más mujeres dependientes las señala como principales víctimas de las carencias del sistema de dependencia. En cuanto a las prestaciones asignadas, llama la atención que aunque más del 57% de las resoluciones emitidas asignan la condición de dependientes de grado 3 o 2 (los más graves), frente a un 23,3% de resoluciones de grado 1, la prestación más extendida es la teleasistencia y la ayuda a domicilio (ver gráfico), frente a otras opciones pensadas para los casos más graves como puede ser la atención residencial, que reciben un 8,4% de los usuarios, y los centros de día, que reciben solo a un 4,6% de los beneficiarios. La prestación económica para cuidadores familiares, por su parte, representa el 24,6% del total. Otros servicios más especializados como la prestación económica vinculada al servicio o la asistencia personal son totalmente anecdóticos en cuanto a incidencia. Para los trabajadores sociales, que exigen «más recursos y más interés de la administración para acortar los plazos», la situación actual se debe a que «se agilizan las valoraciones, pero cuando llega la hora de asignar la prestación el proceso se detiene porque falta dinero y previsión».

DEPENDENCIA ‘LOW COST’/ Sin embargo, para mejorar los datos de cara a las estadísticas, indican, «lo que se está haciendo es priorizar la dependencia de bajo coste (low cost), es decir, la teleasistencia (botón rojo) y, en el mejor de los casos, la ayuda a domicilio». Sin embargo, se están aparcando los casos de grandes dependientes, que requieren atención residencial o en centros de día y que exigen un coste más elevado. En el caso de las residencias, según las mismas fuentes, el problema es doble, ya que el número de plazas concertadas «es insuficiente». La situación «arrastra desde hace años», aclaran las mismas fuentes, «nunca ha habido una buena previsión y actualmente tenemos una red de recursos potente que no se está utilizando al 100% y que genera una sensación de frustración impresionante».

Temas relacionados
 

Pulsa aquí

Pulsa aquí

NUEVO SERVICIO PARA LOS LECTORES

Únete al canal de Telegram de Diario CÓRDOBA y entérate de la actualidad antes que nadie

Este sistema gratuito de notificaciones se suma a la difusión de información en las redes sociales de Diario CÓRDOBA ...

Mapa Coronavirus España

Mapa Coronavirus España

Buscar tiempo en otra localidad

 
 
3 Comentarios
03

Por otras posibilidades 12:57 - 29.01.2020

En una Democracia, la Ley (y sus variantes) es fundamental. La dependencia, se tenga la dependencia, la enfermedad y la edad que se tenga, NO es un capricho ni un lujo, sino una necesidad absoluta. El sistema actual beneficia al Estado, mientras que se debe privilegiar a las personas más frágiles de la sociedad. Referente ala dichosa espera, se debe establecer un protocolo exigente, pero desde el momento que se establece el Estado debe pagar el tiempo de espera como si la petición de ayuda hubiese sido aceptado. Por el momento, la espera beneficia al Estado, POR QUÉ los organismors oficiales se van a dar prisas si eso les beneficia?? Se debe modificar y rectificar esto. Y cuando se acepte definitivamente la ayuda, ésta debe ser pagada desde el momento que se entregaron todos los documentos pedidos. Y si la persona ha fallecido tal ayuda debe entregarse a sus herederos. Una Democracia debe ser justa y beneficiar a quienes el Derecho está de suado y NO hacer trapicheos para economisar algo que NO debe existir. Así nos va.

02

Por gañán de Fernán Núñez 11:03 - 29.01.2020

Esto es lo que ocurre cuando lo que se promete no se puede cumplir. Entre 2004 y 2011.- El gobierno de España,estuvo en manos del PSOE y,como presidente el Sr.Rodríguez Zapatero. Se promulgó la Ley de dependencia y unas cuantas más que venían a ponernos en la Champion li,según palabras de Zapatero, pero se olvidaron de una cosa. Para repartir algo,primero hay que crearlo o poseerlo,con desear hacerlo no basta salvo que no pensemos cumplir con lo que estamos prometiendo. Mentiras y más mentiras es lo que este partido reparte, tanto cuando gobierna como cuando está en la oposición. El problema lo crearon ellos en 35 años y ahora hay que resolverlo en 11 meses. Venga ya.

01

Por Averiguao 8:50 - 29.01.2020

Es tremendo, un auténtico drama. Pero ¿desde cuando vienen estos retrasos? Porque llama la atención que siempre se denuncien estas cosas cuando gobiernan unos, y siempre se silencien cuando gobiernan otros. Una cola de 621 días no se crea en 365, digo yo.