+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

CORRUPCION URBANISTICA

Ocho detenidos en Málaga por estafar en la venta de suelo

El exalcalde de Alcaucín y un arquitecto provincial, arrestados por segunda vez en el 'caso Arcos'. La trama ofrecía terreno no urbanizable que hacían pasar por edificable manipulando datos catastrales

 

J. A. SAU / J. TORRES
14/03/2012

Ecologistas en Acción concluyó en un estudio en el 2009 que Alcaucín era el pueblo con mayor índice de insostenibilidad urbanística de la Axarquía de Málaga. Entre el 2000 y el 2008, la población del municipio se multiplicó más de un 63%, lo que explicaría, por ejemplo, por qué el Ayuntamiento trató de aprobar un nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) con el que intentó convertir todo su extrarradio --144.000 metros cuadrados-- en suelo urbanizable.

Todo ello desembocó en febrero del 2009 en el caso Arcos contra la corrupción urbanística, que contabiliza hoy 55 imputados y ayer vivió su segundo episodio: ocho personas fueron detenidas y otras siete imputadas por estafar supuestamente a extranjeros con la venta de suelo no urbanizable que hacían pasar por edificable. Para ello, manipulaban los datos del catastro. Dos de los arrestados lo fueron por segunda vez: el exalcalde José Manuel Martín Alba y el exjefe adjunto del Servicio de Arquitectura de la Diputación José Mora.

 

OPERACION SINCRONIZADA La jornada comenzó temprano. A las ocho de la mañana, cuando los más madrugadores acababan de tomarse el café, miembros de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil llegaron al unísono a la unidad de gestión catastral del Patronato de Recaudación Provincial, ubicada en el Parque tecnológico de Andalucía, en Málaga; a la gerencia del catastro, en la segunda planta de la Delegación de la Agencia Tributaria; a una sede catastral de Cristo de la Epidemia, a un despacho de abogados y a varios domicilios particulares. Los investigadores entregaron un auto firmado por Irene Urbón, titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Vélez Málaga, en el que autorizaba a efectuar registros y ordenaba la detención de hasta ocho personas. Otras siete fueron imputadas.

La investigación de estos nuevos hechos empezó hace más de un año, como ya publicó este periódico el 28 de enero del 2011 cuando la instructora comenzó a perseguir la estafa en la venta de viviendas a extranjeros. La Guardia Civil asegura que modificaron fraudulentamente el catastro, "haciendo creer a los interesados en la adquisición de suelo, principalmente a extranjeros, que sobre las parcelas que compraban se podía construir de manera legal, cuando en realidad se trataba de parcelas no urbanizables". El juzgado estaba buscando a los extranjeros estafados para ofrecerles personarse como acusación particular.

 

SIETE DELITOS Esta nueva línea de investigación dio lugar a una pieza separada sobre la que pesa el secreto de sumario para las partes y que se llevó con total sigilo hasta ayer. A los detenidos se les imputan los delitos de cohecho, falsificación de documento público, falsificación de certificado emitido por facultativo, tráfico de influencias, prevaricación administrativa y urbanística, y estafa. A estos se añaden, según el auto, al que accedió este diario, blanqueo de capitales y tráfico de influencias. Entre los arrestados no solo están José Mora y Martín Alba, éste esposado en su casa, sino también un funcionario del patronato, dos de la gerencia territorial del catastro, un abogado con despacho en la capital ya detenido en febrero del 2009, cuando estalló el caso, y un promotor inmobiliario.

Hay otros siete imputados, entre ellos tres auxiliares más de la unidad de gestión catastral. Los funcionarios, "coordinados por un abogado, modificaban las bases de datos del catastro con la finalidad de introducir en la misma información falsa o cuando menos engañosa, dando cobertura legal a la construcción de edificaciones en suelo no urbanizable". A cambio de ello, siempre según la Guardia Civil, recibieron comisiones ilegales. En concreto, en torno a 300 euros según el caso.

 

REGISTRO DE LA SEDE La operación se enmarca dentro del caso Arcos contra la corrupción urbanística pero se denominó Tristán, y continúa abierta. No se descartan nuevas detenciones a lo largo de estos días. Los investigadores de la UCO se llevaron numerosos documentos del Patronato de Recaudación, aunque se centraron en expedientes posteriores al año 2001. También copiaron archivos informáticos para su posterior análisis. Otro caso y una larga lista de delitos: prevaricación, cohecho, blanqueo, tráfico de influencias, estafa y falsedad.

   
1 Comentario
01

Por que asco 10:07 - 14.03.2012

Como no hay castigo, pues ellos repeten y seguira repitiendo, ahora bien si lo metieran en la carcel por una buena temporada, estoy seguro que se lo pensarian para volverlo hacer.