BYD aterriza en Europa

BYD entra en juego con tres modelos eléctricos: Tang, Han y Atto 3

El gigante asiático arranca su ofensiva en Europa con tres modelos electrificados, premium y muy tecnológicos.

BYD entra en juego con tres modelos eléctricos: Tang, Han y Atto 3

BYD entra en juego con tres modelos eléctricos: Tang, Han y Atto 3

Telva Somoza Vázquez

Si viajas a Ámsterdam, o estás pensando en escaparte a los Países Bajos, el Museo Louwman (La Haya) debe estar en tu lista de visitas. Se trata de la colección privada más antigua del mundo, con piezas únicas por sus rarezas y la relevancia de estas para el sector del automóvil. Un total de 250 unidades expuestas de manera itinerante que han sido el esenario ideal para la presentación oficial de BYD en su incursión en Europa. Un mercado al que llegan con muchos argumentos y una gama compuesta por tres modelos, todos ellos eléctricos: el BYD Tang, BYD Han y BYD Atto 3.

Este aterrizaje lleva décadas cocinado, a fuego lento, con sus vehículos comerciales, autobuses y carretillas. Barcelona ha servido como escenario para pruebas piloto de sus primeros coches eléctricos taxi para, finalmente, convertirse en una relación duradera y fructífera como flota sostenible de los autobuses públicos del TMB. Si todavía no te suenan sus siglas, que se entregan a la frase “Build Your Dreams” (construye tus sueños), te animamos a abrir tu mente y dejar los prejuicios a un lado. El producto chino ha llegado para quedarse, y con motivos.

¿De dónde sale BYD?

Si hablamos de gigante asiático es porqueBYD no es nuevo en el tablero de la tecnología, pese a su juventud. Se fundó en 1995 como empresa especializada en baterías, una experiencia que les empujó a crear sus primeros vehículos en 2003. El primer modelo de la firma fue el BYD F5 (2005), al que le siguió el híbrido enchufable F3DM (2008) y una serie de colaboraciones como la Joint Venture con Daimler para desarrollar coches para el mercado asiático.

A día de hoy, BYD es líder en la fabricación de componentes de la electrificación, como baterías y los famosos semiconductores, que le conceden la fuerza para embarcarse en la aventura del viejo continente. Todo ello con la misión de crear un ecosistema de movilidad limpio con un control vertical, casi absoluto, del proceso de producción y la investigación de estas soluciones.

Ejemplo de ello es su última plataforma eléctrica 3.0, que estrena uno de los modelos que llegarán a Europa, y que monta la batería Blade. Su diseño en láminas, y no en módulos cuadrados, consigue reducir la pérdida de espacio bajo el piso y aprovechar al máximo los huecos. Esto la convierte en una batería más económica, compacta, estable y con mayor capacidad en el mismo espacio. Además, su tratamiento incrementa su resistencia, reduce una posible ignición y promete ser más duradera.

¿BYD llegará a España?

Antes o después, BYD llegará a España con todos, o algunos, de los modelos presentados durante su puesta de largo en La Haya. Además, lo hará con argumentos y la firmeza que se espera de una marca coherente, tecnológica y con el mercado asiático a sus pies. Eso sí, y como todo lo que se construye bien, Build Your Dreams está todavía reforzando los cimientos en la zona Benelux. Aterrizó en los Países Bajos en 1998, instaló una fábrica de eBus en Hungría y ha anunciado asociaciones estratégicas con los principales distribuidores de automóviles: Louwman en los Países Bajos, Hedin Mobility Group en Suecia y Alemania, Nic. Christiansen Group en Dinamarca, RSA en Noruega y Shlomo Motors en Israel.

Todavía no tenemos una fecha concreta para nuestro mercado, como tampoco nos han concedido todos los datos y ficha técnica de los modelos probados. Puede que el Salón del Automóvil de París sea el día D, o requieran de más tiempo para un territorio marcado por la deficiente infraestructura eléctrica y la aglomeración vertical de los hogares españoles. Si todo sigue adelante, como parece que debe ser por la confianza y seguridad que nos trasladaron desde la propia firma, estos serán los modelos disponibles en sus concesionarios: BYD Han, BYD Tang y BYD Atto 3.

BYD Tang

El BYD Tang es el hijo pródigo, el primero en llegar al viejo continente. Este SUV de 7 plazas ya se comercializa en Noruega, país que ha servido como termómetro ante un comprador que ha respondido encantado. Actualmente, el Tang es tercero en número de ventas de su segmento E cero emisiones, solo superado por el BMW iX y el Audi e-Tron, ambos más caros.

Este todocamino mide 4,87 metros de largo por 1,95 de ancho y 1,75 de alto y tiene una distancia entre ejes de 2,82 metros. Llegará de serie en distribución 7 plazas, con un maletero de 235 litros de capacidad con todos los asientos disponibles, 940 en cinco plazas y hasta 1.655 con las filas traseras abatidas. La habitabilidad es la esperada para un SUV de tales dimensiones, por lo que destacaría la calidad percibida y las soluciones prácticas repartidas por el habitáculo.

En cuanto a su propulsión, el BYD Tang se mueve gracias a la presencia de dos motores que conceden hasta 517 CV de potencia y tracción total. La batería de 86,4 kWh, montada sobre la plataforma 2.0, concede hasta 400 kilómetros de autonomía homologada y una capacidad de carga rápida hasta 110 kW que consigue el 30% a 80% en media hora.

Lo más significativo, sin embargo, es la puesta a punto con detalles como el sistema de freno Brembo que le dota de una estabilidad asombrosa tras un Launch Control, firmado en poco más de 4 segundos durante nuestra prueba.

BYD Han

El BYD Han es el sedán de idéntica configuración motriz que el Tang, con batería de 85,4 kWh y 517 CV de potencia gracias a dos propulsores eléctricos. Sin embargo, este modelo de tracción total es capaz de recorrer 521 kilómetros y cargarse a 120 kW con los mismos tiempos de espera. Su enfoque deportivo ha conquistado al mercado asiático, mostrando un lenguaje de diseño trasladado a Europa y del que destaca el frontal “dragon face”.

Su conducción nos resultó más sensitiva, con especial mención a su aceleración en 3,9 segundos de 0 a 100 km/h y el mordiente de los frenos Brembo. Eso sí, nos imaginamos viajando cómodamente con este sedán, aprovechando su alto equipamiento tecnológico, pantalla central giratoria de 15,6 pulgadas y asientos ergonómicos ventilados y calefactados.

Un nivel de confort que no perderemos en los asientos traseros, con su propia pantalla de 7 pulgadas para controlar la climatización y sistema de infoentretenimiento.

BYD Atto 3

El modelo de volumen para BYD será el Atto 3. Este todocamino del segmento C electrificado, con 4,45 metros de largo por 1,87 m de ancho y 1,61 metros de alto, luce el aspecto ideal para conquistar al cliente europeo.

Es más, es un producto específico para nuestro mercado y cumple con los requisitos estéticos necesarios. Hablamos, por ejemplo, de un maletero de 440 litros de capacidad y una dotación tecnológica que, como tope de gama, presenta la pantalla de 15,6 pulgadas giratoria.

También han estudiado los gustos de conducción del comprador medio. Motivo por el que han mantenido un único propulsor en el eje delantero, encargado de otorgar la tracción y los 204 CV de potencia (150 kW). Su aceleración de 0 a 100 km/h es de 7,3 segundos y alcanza los 160 km/h con una conducción agradable, puesta a punto acertada y buena respuesta del acelerador.

Es el primer modelo en estrenar la plataforma 3.0 con una batería más pequeña que la de sus hermanos, de 60,48 kWh de capacidad, que concede 420 kilómetros de autonomía homologada.