La crisis también se está dejando sentir en las exportaciones de mueble cordobés en la provincia. Aunque todavía no se ha cerrado el balance de 2008, con datos hasta noviembre el capítulo de muebles reflejaba unas ventas en el exterior de 19,7 millones de euros, un 16,7% menos que en el mismo periodo del año anterior. Desde 2001 no se contabilizaba una cifra tan baja de exportaciones. Lejos se quedan los 26,6 millones de euros que se alcanzaron en 2004.

En el caso de las importaciones, la crisis también está incidiendo en las compras en otros países. Entre enero y noviembre se adquirieron muebles por valor de 4,5 millones de euros, lejos de los 7,4 de 2006.

Si se analiza el tipo de mueble cordobés que tiene más aceptación en el exterior, lo que más vende la provincia es mobiliario de madera, tanto para cocinas, como para oficina o dormitorios. Poca importancia tiene el mueble de metal o el de plástico. Entre lo que se importa destacan partes de muebles de hogar o mobiliario completo de oficina o cocina.

Reino Unido, Francia, Portugal y Marruecos destacan entre los principales destinatarios del sector. Por el contrario, el país de donde más se importa es China.