El grupo parlamentario popular ha presentado un recurso de inconstitucionalidad contra los Presupuestos Generales del Estado de 2011 por arbitrariedad y por quebrar los principios de solidaridad interterritorial al beneficiar a unos territorios sobre otros. En un comunicado, el PP explica que la disposición que hace referencia a los criterios de emisión de deuda de las corporaciones locales incurre en la arbitrariedad, al tratar de forma desigual a unos ayuntamientos respecto de otros, e ignora la exigencia de autonomía financiera derivada del principio de autonomía local. Añade que, al no establecer los recursos adicionales con los que contarán las comunidades autónomas con cargo a 2010, los presupuestos violan el principio de lealtad institucional, puesto que las regiones no pueden determinar de qué recursos disponen para el ejercicio de sus competencias.