El PP cerró ayer su campaña electoral por partida doble. Por la mañana, en la capital y, por la noche, en la provincia, concretamente en Priego de Córdoba.

En el cierre matinal, el candidato al Congreso, Federico Cabello de Alba, se mostró satisfecho por el trabajo de los últimos quince días como "resumen de un trabajo de mucho más tiempo" e insistió en lo fácil que ha sido para él trabajar "bajo la experiencia incalculable de mis compañeros". El alcalde de Montilla, al que se le ha visto más por la provincia que por la capital, animó a confiar en que "cada vez está más cerca el 21 de noviembre" que, en su opinión, "será el día del comienzo de la recuperación". De cara al futuro y a una posible victoria del PP, el candidato aseguró que "la obsesión del Gobierno será el empleo y la lucha contra la destrucción del tejido productivo que se ha vivido en los últimos años". En cuanto a Córdoba, destacó que "será centro de la política nacional". Por su parte, el presidente del PP en Córdoba, José Antonio Nieto, aseguró sentirse satisfecho por una campaña que definió como "creativa, constructiva y didáctica".

Por la noche, en Priego, Federico Cabello de Alba y Beatriz Jurado defendieron la "seriedad, sensatez y fiabilidad" como credenciales del partido que "posibilitará un cambio de la democracia". Ante los varios centenares de personas que se dieron cita en las Carnicerías Reales, los populares cerraron la campaña desgranando algunas de las medidas que pondrán en marcha a partir del próximo lunes, "para dejar de asfixiar a los que dan oportunidades", en palabras de Beatriz Jurado, quien hizo alusión al "doble rasero" de los socialistas, así como a la falta de recambio de una formación "cuyo candidato, lo único que pide a los ciudadanos es que se peleen y al que no le importan los cinco millones de parados".

Por su parte, Cabello de Alba, que varias horas antes había participado en un acto en Almedinilla, hizo referencia a la carta que el candidato socialista al Senado y ex presidente de la Diputación, Francisco Pulido, ha dirigido a sus vecinos, misiva en la que, según el cabeza de lista del PP al Congreso, "Pulido tiene la cara dura de hablar de que el PSOE ofrece empleo de calidad".

En el acto también participó la alcaldesa y presidenta de la Diputación, María Luisa Ceballos, quien recordó que, "como en 1996, sabemos lo que tenemos que hacer para salir de la crisis y vamos a trabajar para ello".