La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, situó ayer al PSOE como "el pirómano que se convierte a bombero" ya que "no puede venir de abanderado de las políticas sociales siendo los que las han dejado al borde de la quiebra". "No nos va a sacar de la crisis quien nos ha metido. Es como el pirómano que va a ser bombero", señaló la número dos del Partido Popular en un acto electoral junto al presidente del PP-A, Javier Arenas, celebrado ayer en la localidad de Ecija.

Cospedal se refirió a los tres pilares sobre los que pivota el programa de su partido y dijo que cuando un candidato tiene "credibilidad, tiene también legitimidad para hacer cambios" que "recuperen" la posición de España en Europa. Afirmó que estos cambios serán liderados por Mariano Rajoy.