BALONMANO | COPA DEL REY

El Ángel Ximénez impone su mayor potencia de lanzamiento ante el Antequera

El conjunto pontanés derrota al anfitrión por 21-26 y jugará las semifinales contra el Granollers

Joao Pedro intenta superar la defensa del Antequera.

Joao Pedro intenta superar la defensa del Antequera. / Álvaro Cabrera (Efe)

Efe

El Ángel Ximénez Puente Genil volverá a disputar, 4 años después, las semifinales de la Copa del Rey de balonmano, en las que se medirá con el Fraikin Granollers, tras doblegar este viernes por 21-26 al Iberoquinoa Antequera, en un choque en el que los cordobeses impusieron su enorme potencia de lanzamiento. El portero del Ángel Ximénez Álvaro de Hita fue elegido el mejor jugador del partido.

Una capacidad de lanzamiento exterior que personificó como nadie el serbio Mihajlo Mitic, que a los 15 minutos de juego contabilizaba casi la mitad de los tantos del Ángel Ximénez con un total de 4 dianas.

Aferrados al brazo izquierdo de Mitic, los de Paco Bustos se situaron, llegado el ecuador del primer tiempo, con una clara ventaja de 5 tantos (4-9), que ponía muy cuesta arriba las cosas al equipo local.

Y es que el Iberoquinoa, colista de la Liga Asobal, apenas pudo oponer al poderoso lanzamiento exterior de su rival, los goles del veterano pivote Rafa Baena, que pese a sus 39 años demostró su capacidad para sacar partido de su impresionante corpachón en la línea de 6 metros.

Una fórmula, la de la conexión con el pivote, donde el Ángel Ximénez cuenta con el siempre efectivo Javi García, a la que no tuvo que recurrir el equipo pontano dada la facilidad para martillear desde lejos la portería rival de los Mitic, el brasileño Joao Pedro o el también serbio Borivoje Djukic, goles que permitieron al Ángel Ximénez Puente Genil marcharse al descanso con una renta de 4 tantos (10-14), que parecía encarrilar el pase del equipo cordobés a las semifinales.

Un triunfo trabajado

Sin embargo, en esta Copa cada triunfo cuesta, como se comprobó en los dos primeros encuentros de cuartos y el Iberoquinoa Antequera pareció en disposición de poder reengancharse al encuentro con la doble exclusión a los 39 minutos de los visitantes Mitic y Djukic.

Pero entonces surgió la figura del portero Álvaro de Hita, que con sus oportunas intervenciones, no sólo impidió al Antequera acercarse en el marcador, sino que amplió a cinco tantos (16-21) la ventaja del Ángel Ximénez a falta de 12 minutos para la conclusión.

Una ventaja que el conjunto cordobés supo manejar con ofició hasta el final para volver a disputar, 4 años después, unas semifinales de la Copa del Rey, en las que a diferencia de lo ocurrido 2018 en Madrid, no se encontrará con el todopoderoso Barcelona, sino al Fraikin Granollers, lo que abre una puerta a la esperanza al equipo andaluz.

Ficha técnica:

21 - Iberoquinoa Antequera: Moyano; Moreno, Grandi (3), Vinicius (1), Ortega (1), Del Castillo (1) e Iglesias (1) -equipo inicial- Alarcón (ps), Prodadera, Castro (2), Moreno (1), Baena (4), Morales, Silva (4, 3p) y Ángel Pérez (3).

26 - Ángel Ximénez Puente Genil: De Hita; Tuá (1), Mitic (4), Djukic (2), Joao Pedro (4), Felipe Borges (2) y Javi García (3) -equipo inicial- Konecny (ps); Cabello, Spiljak, Cuenca (2), Corning, Pineda, Pomeranz (7, 4p), Luisfe (1) y Estepa.

Parciales: 2-3, 3-5, 4-9, 6-11,8-12 y 10-14 (descanso), 12-15, 15-18, 15-20, 18-21, 19-23 y 21-26 (final).

Árbitros: José Manuel Iniesta y Alberto García. Expulsaron por tres exclusiones al jugador del Ángel Ximénez Puente Genil Mihajlo Mitic (m.57). Además excluyeron por dos minutos a Grandi, por el Iberoquinoa Antequera; y a Djukic, por el Ángel Ximénez Puente Genil.

Incidencias: Encuentro de cuartos de final de la Copa del Rey disputado en el pabellón Fernando Argüelles de Antequera (Málaga) ante unos 2.500 espectadores.