Comienza el Rallye de Pozoblanco-Diputació n de Córdoba con la disputa de la primera carrera de las dos programadas, cuyo recorrido publicamos ayer. A las 09.00 horas tomará la salida desde el Recinto Ferial de Pozoblanco el mexicano Benito Guerra, que fue el ganador de la primera prueba del certamen, disputada en Huelva. Los participantes darán primero dos pasadas por los tramos A y B, situados entre la carretera de Obejo-Pozoblanco y la N-502. Después, a primeras horas de la tarde se disputarán las dos pasadas a los otros dos tramos, el C, próximo a Alcaracejos, y el tramo espectáculo, en las cercanías de Pozoblanco.

Es difícil hacer un pronóstico en esta prueba, pues el certamen no ha hecho más que comenzar y la primera carrera estuvo marcada por la lluvia y el barro, mientras que hoy se esperan altas temperaturas y polvo. Además, no estuvo allí Xevi Pons, piloto que está siguiendo el Mundial de Rallys con un Ford Fiesta S2000 encuadrado en el Nupel Team, y que acude a Pozoblanco con un Ford Focus WRC. Se trata de un coche del 2002, que el catalán estuvo probando anteayer en las proximidades de El Viso, muy potente, lo que unido al nivel de pilotaje de Pons, lo hace favorito para la victoria.

Sin embargo, otros pilotos experimentados en la tierra intentarán ponérselo difícil, como Oscar Fuertes o Alex Villanueva, ambos con Mitusbishi, sin olvidar a Benito Guerra. Interesante también es la presencia de Nani Roma, con un Mitusbishi Colt con mecánica de Evo X, muy manejable pero aún en período de pruebas. También hay que contar para los primeros lugares con pilotos como Amador Vidal, José Antonio Suárez o Mario Ceballos, este último con el Subaru Impreza oficial, sin olvidar al andorrano Albert Llovera y su Grande Punto Abarth.

La categoría de Dos Ruedas Motrices se presenta emocionante, pues en la primera carrera ganó el palmeño Eugenio López con su Seat Ibiza 1.8 Turbo, que hoy se las tendrá que ver con los extremeños hermanos Domínguez, campeones el pasado año de la prueba pozoalbense con su Peugeot 207.