El Borussia Dortmund, rival del Real Madrid esta semana en la Liga de Campeones, parece haber recuperado la confianza y dejado atrás una minicrisis tras golear al Bochum por 4-1.