Cultura

La Red de Ciudades Cervantinas reconoce a Castro del Río como lugar de referencia del autor del Quijote

El Pleno municipal aprobó en enero iniciar el expediente de adhesión, que supone un paso más para fortalecer el vínculo con la figura de Cervantes, encarcelado en la localidad a finales del siglo XVI

Busto de Miguel de Cervantes en Castro del Río.

Busto de Miguel de Cervantes en Castro del Río. / CÓRDOBA

Diario CÓRDOBA

Diario CÓRDOBA

La Red de Ciudades Cervantinas ha confirmado la adhesión a la misma del municipio de Castro del Río (Córdoba), una vez aceptada y valorada favorablemente la solicitud de incorporación de la localidad presentada en enero de este mismo año tras la aprobación unánime de la propuesta por el pleno de la Corporación. Entre los requisitos que han validado el acceso de Castro del Río a la Red están la vinculación con la persona y la obra de Cervantes, la localización de espacios cervantinos en el municipio y la realización de actividades relacionadas con la figura y la obra de Miguel de Cervantes. Castro del Río es el segundo municipio cordobés, después de la capital cordobesa, incluido en la red, que incluye también otras ciudades andaluzas como Málaga, Sevilla, Aznalcázar, Vélez Málaga, Baeza o Antequera.

La inclusión de Castro del Río en la Red de Ciudades Cervantinas supone el reconocimiento al vínculo histórico de Castro del Río con el autor del Quijote y un impulso al proyecto cultural y turístico de Castro del Río para la recuperación de la historia local en torno al escritor. Junto a los hechos históricos merecedores de esta acreditación destacan también los actos culturales que se han desarrollado en las últimas décadas en la localidad, de la mano de importantes instituciones como la Universidad de Córdoba, recogidos en la propia web de la Red de Ciudades Cervantinas, donde se incluye además una reseña de la localidad, de su vínculo con el escritor y los lugares más significativos en torno a Cervantes.

(https://www.cervantesvirtual.com/portales/red_ciudades_cervantinas/castro_del_rio/)

En palabras del alcalde, Julio Criado, esta adhesión “fortalece aún más el vínculo de nuestro pueblo con Miguel de Cervantes, una relación que no se conoce demasiado fuera de nuestro municipio y que con esta incorporación toma un gran impulso para situar a Castro del Río en un lugar de referencia dentro del mundo cervantino”.

Para Ana Rosa Ruz, responsable de la Concejalía de Cultura, esta incorporación supone “una ocasión extraordinaria para dar a conocer el legado histórico y cultural de nuestro pueblo y nos brinda una oportunidad magnífica de cara a futuros proyectos culturales con Cervantes como protagonista, además de establecer relaciones de colaboración con otras ciudades de la red para poner en marcha actividades conjuntas”.

La Red de Ciudades Cervantinas

La Red de Ciudades Cervantinas, dirigida por el prestigioso cervantista José Manuel Lucía Megías, surge en 2017 en Alcalá de Henares con la firma del Decálogo de las ciudades cervantinas por parte de 15 ciudades unidas por su relación con Miguel de Cervantes. En la actualidad la conforman treinta y dos ciudades de todo el mundo, a las que acredita formar parte del legado del escritor ya sea en su vida personal o a través de sus obras.

Su finalidad es la de apoyar las actividades cervantinas que se llevan a cabo en las ciudades que la componen, permitir el intercambio de actividades y de experiencias entre ellas y otras ciudades interesadas, y fomentar la realización de actividades conjuntas.

Castro del Río y Cervantes

Según las crónicas, Miguel de Cervantes Saavedra llegó a Castro del Río en el año 1587, en calidad de comisario real de abastos para la Armada Invencible, por orden de Diego de Valdivia, con el encargo de recoger trigo, aceite y cuantos artículos fuesen necesarios para su abastecimiento. Cervantes visitó en varias ocasiones esta villa, parando en una posada situada en la Cuesta de los Mesones, donde hoy esta construida la plaza de abastos. Por una denuncia presentada contra él en la que se le acusa de haber vendido, de forma ilegal y para su aprovechamiento particular, trescientas fanegas de trigo pertenecientes a la saca realizada en Écija, se dicta sentencia condenatoria contra Cervantes el 19 de septiembre de 1592. El juez de comisarios y corregidor de la villa de Écija, Francisco Moscoso, se traslada a Castro del Río (Córdoba), donde se encontraba Cervantes ejerciendo su comisión, siendo encarcelado como consecuencia de dicha denuncia. Es en la cárcel del cabildo donde, según el prestigioso cervantista Jean Canavaggio, se gestaron las primeras páginas del Quijote. (Extraído dehttps://literaturayotrosmundos.wordpress.com/)