Aseguran que no responde a las necesidades de personal y de sede propia

PSOE, IU y Podemos rechazan el presupuesto de la Orquesta de Córdoba para el 2022, que ha sido finalmente aprobado

El grupo socialista lamenta que ni la Junta de Andalucía ni el Ayuntamiento han incrementado nada la partida respecto al año pasado

La Orquesta de Córdoba, durante una actuación.

La Orquesta de Córdoba, durante una actuación. / A.J. González

Diario CÓRDOBA

El Grupo Municipal Socialista ha votado en contra de la aprobación del presupuesto de la Orquesta de Córdoba para 2022 y lo ha hecho porque ni la Junta de Andalucía ni el Ayuntamiento de la capital han aumentado en un solo euro el presupuesto respecto al año pasado, según señala en un comunicado. El presupuesto ha sido finalmente aprobado con el apoyo de PP y Cs y los representantes de la Junta de Andalucía que forman parte del Consorcio Orquesta de Córdoba, con el rechazo de Podemos e IU y la abstención de Vox, que no ha acudido a la reunión.

“Estas dos administraciones gobernadas por PP y Cs son las responsables de la financiación de la orquesta. Son ellas las que componen el Consorcio Orquesta de Córdoba y las que conocen que con este presupuesto no se podrá crecer. Esto demuestra el poco compromiso con la OC”, se lamenta la concejal socialista Isabel Baena.

Baena ha alertado de que con este presupuesto no se podrán solucionar los problemas crónicos de la Orquesta, que son la falta de personal y la necesidad de un auditorio “que llevamos años esperando”.

Actualmente la plantilla presenta 16 vacantes, 11 músicos y 5 de personal de gestión. “Son ellos, los profesionales, los que están sacando adelante la orquesta con resultados excelentes, con gran esfuerzo y luchando día a día contra la escasez de medios. Queremos reconocer el importante trabajo que llevan a cabo, el equipo de gestión y la Orquesta, especialmente significativo en época de pandemia, donde han seguido ofreciendo conciertos de altísima calidad”, afirma la edil.

La OC recibe desde la Junta de Andalucía un presupuesto menor que otras orquestas andaluzas de similares características, algo que el Grupo Municipal Socialista viene exigiendo que se corrija en cada presupuesto.

En relación a poder contar con un auditorio en la capital que sea la sede de la OC, "no tenemos noticia de ningún avance a pesar de que el Ayuntamiento de Córdoba se comprometió a ello ante la exigencia del Grupo Socialista, en el primer consejo rector de este mandato. Después de dos años y medio nada se ha movido para alcanzar este objetivo", continúa Baena.

El Festival de la Guitarra "sigue en el aire"

Por otro lado, tras conocer la noticia de que el gobierno municipal ha sacado a concurso el diseño del cartel del Festival de la Guitarra, Isabel Baena ha querido recordar que a lo que se había comprometido el equipo de Bellido era a sacar a concurso la dirección artística de este evento, pero “a estas alturas aún no sabemos nada del contenido, de la esencia de esta importante cita”.

Hace meses que el Grupo Socialista planteó su propuesta, basada en una dirección artística experta, de dedicación específica a varios años y conocedora de la guitarra, el flamenco, las peculiaridades de un evento como éste y las relaciones internacionales.

Para que sea posible, asegura el PSOE, el IMAE debe optar por una convocatoria pública abierta. "Sólo así podrán presentarse diferentes propuestas y se enriquecerá la convocatoria", asegura Baena, que, añade que "la convocatoria debe evaluar no sólo el currículum y la aptitud de la dirección sino que debe exigir la presentación de un proyecto a varios años".

La propuesta del PSOE destaca también que la dirección artística debe ser para un Festival de la Guitarra integral, que dé respuesta de forma conjunta al espíritu de esta cita cultural. “El festival debe tener un relato coherente, genuino y con personalidad propia. Mantener la singularidad no es incompatible con renovarse y reforzar posiciones en el ámbito internacional”, continúa la edil socialista, que, por último, ha asegurado que debe existir un compromiso de presupuesto suficiente.

 En definitiva, continúa Baena, "hay que mantener la identidad pero también hay que renovar la filosofía, reforzar la comunicación, recuperar la imagen y reorientar el formato". “Ésta es nuestra propuesta para devolverle al festival la categoría perdida, pero mucho nos tememos que el alcalde no va a llegar a tiempo. La cita está a la vuelta de la esquina y no ha hecho absolutamente nada. Como siempre, van tarde y mal”, concluye Baena.