Las 99 piezas que forman la exposición "Andy Warhol. Portraits", valoradas en más de 14 millones de euros, han comenzado a ser hoy cuidadosamente desembaladas en el Patio de la Infanta de Ibercaja, en Zaragoza, donde serán exhibidas al público por primera y única vez en Europa.

La exposición del llamado padre del "pop art", de cuya muerte en Nueva York se cumplirán 25 años el próximo 22 de febrero, incluye algunos de sus retratos serigrafiados, fotografías y sus primeros dibujos que serán exhibidos del 26 de enero hasta el 22 de abril.

La novedad de esta exposición radica en que, a diferencia de otras sobre la obra de Warhol que se han podido ver en España que empezaban en los años 60, ésta empieza en los años 40, ha explicado a los medios de comunicación la comisaria adjunta de esta exposición, Lola Durán.

Esta muestra de retratos ya se presentó en el Museo Andy Warhol de Pittsburgh (Pensilvania, EE.UU.), el mayor del mundo dedicado a la obra de un solo artista, como ha recordado hoy la conservadora del museo, Amber Morgan.

En la misma podrán verse pinturas de Truman Capote, Martha Graham, Sylvester Stallone o Marisa Berenson, retratos familiares de Warhol (1928-1987) y la primera foto que se conserva del artista, tomada en 1932, cuando tenía tres años, en la que posa con su madre y su hermano.

La muestra también incluye otras de fotomatón que le hicieron cuando se graduó, dibujos de formación y las caricaturas que hacía a sus profesores en los años 40 en el colegio "que son considerados como sus primeros retratos", ha dicho Durán.

También incluye sus trabajos de los años 50 como publicista, figurines de moda, retratos que realizó por encargo, serigrafías, pinturas y obras "raramente expuestas al publico" por sus problemas de conservación como son los fotomatones, los polaroid o las "fotografías cosidas".

"Esta exposición es una oportunidad única para poder conocer el panorama completo del retrato en Andy Warhol porque recorre toda su vida y todas sus técnicas y el proceso de trabajo", ha señalado Durán.

La comisaría ha señalado que esta muestra solo se verá en la capital aragonesa por el "mucho interés" mostrado por Ibercaja en traerla a Zaragoza por encima de otras ciudades que pugnaban por exhibir estas obras, ha afirmado.

Al respecto, la directora de la Obra Social de Ibercaja, Teresa Fernández, ha dicho que están "encantados y muy ilusionados por acoger esta exposición", dado que el Patio de la Infanta lleva "más de 30 años trabajando el arte contemporáneo" y es "un referente de arte moderno".

Fernández ha explicado a Efe que esta muestra absorbe la mitad del presupuesto de la Obra Social, que cubrirá su ciclo de exposiciones con otra exposición en mayo del genial arquitecto catalán Gaudí y obras de sus propios fondos artísticos.

"Es la primera vez que estas obras vienen a Europa" y es una "ocasión única" para verlas, ha señalado Fernández, quien no ha precisado el coste de la exposición, pero ha indicado que, dado su valor, tan solo los seguros ya suponen una cantidad importante.

Morgan se ha mostrado también "contenta" de que pueda exhibirse en España y ha comentado que es "muy complicado" trasladar una exposición de estas características de un lugar a otro, un proceso que requiere "normalmente de seis meses a un año de planificación". Así, ha dicho, que en primer lugar hay que seleccionar las obras, comprobar su estado de conservación, empaquetarlas bajo "estándares estrictos" y enviarlas a su lugar de origen.

En una conversación posterior con Efe, Morgan ha señalado que las 99 piezas que componen esta exposición son una "ínfima parte" del más de un millón de piezas del artista que se conservan en el Museo Andy Warhol de Pittsbugh, su localidad natal, incluidas cartas, fotografías y otros enseres, que llenan miles de cajas, algunas de las cuales "ni siquiera aún hemos abierto" para catalogar su contenido.