La exposición A diez mil años luz , de Antonio Bujalance, prolonga su periodo de exposición en la galería Carmen del Campo hasta el próximo viernes. La muestra es una tropología del universo, en la que el artista ofrece su visión pictórica del cosmos, con una colección compuesta de 27 obras en la que abundan formas brillantes y nebulosas.

Al ver la exposición, el espectador percibe que se sumerge en un entorno extraño al propio hombre, habitado predominantemente por la masa azul del fondo cósmico.

El artista, experto en la temática del paisaje, ha querido hacer una colección diferente en esta ocasión.