SOCIAL

Terminan las obras de Residencial María Luisa de Rute

Responde a una iniciativa privada que ha transformado el antiguo hotel en residencia para mayores con una inversión de un millón de euros

Autoridades inauguran el edificio.

Autoridades inauguran el edificio. / CÓRDOBA

Diario CÓRDOBA

Han finalizado las obras de transformación del hotel María Luisa en Residencial María Luisa, un proyecto afrontado por la familia Haro que pretende dar continuidad a un edificio emblemático de Rute. Así lo han destacado los participantes en el acto de presentación, tras las obras que han convertido las instalaciones en una residencia privada para mayores. El alcalde y presidente de Diputación, Antonio Ruiz, ha resaltado “el componente social de esta iniciativa que va a convertir a Rute en un referente en la atención sociosanitaria de los mayores”. Ruiz ha resaltado la cultura empresarial de la localidad, y el compromiso “por las raíces de la familia Haro que ha sabido dar continuidad a los 35 años del hotel y convertirlos en residencia para nuestros mayores”.

Esta iniciativa de carácter privado ha estado dirigida por Yael Haro, nieto de los fundadores del hotel María Luisa, ruteños que emigraron a Cataluña donde se dedican al sector de la hostelería. Ya a finales de 2019 vieron la necesidad de transformar el hotel en otro proyecto con más viabilidad, ya que las visitas turísticas a Rute se concentran en un periodo concreto, lo que hacía difícil mantener abierto estas instalaciones como hotel durante todo el año.

Los estudios de mercado finalmente se decantaron como residencia de mayores, como proyecto más estable a largo plazo. La inversión realizada ronda el millón de euros entre reformas y mobiliario. “Mantenemos un 60 por ciento de la antigua plantilla” ha destacado Yael Haro, para unas instalaciones que darán trabajo a unos 28 trabajadores, entre profesionales de enfermería, auxiliares de geriatría, mantenimiento, cocina, limpieza y administración.

Residencial María Luisa está preparado para 50 a 56 plazas, con habitaciones de hasta 35 metros cuadrados y una organización del trabajo totalmente digitalizada. Ofreciendo al residente la decoración de las habitaciones a su gusto, además de contar con salas de terapia, gimnasio, comedor sala de visitas y amplia zona de jardines, ha detallado Haro. Para la concejala del Mayor y Servicios Sociales, Ana Lazo, este proyecto empresarial “va a ofrecer a nuestros mayores la posibilidad de una atención de alta calidad en un entorno idílico”. Con el proyecto se dará trabajo directo a una treintena de trabajadores, más los empleos indirectos que puede beneficiar.