El Ayuntamiento de Baena ha realizado una transferencia bancaria por valor de 85.000 euros a favor de la Promotora Municipal de Desarrollo (Promude) para que esta sociedad pública se ponga al día en los pagos a su plantilla laboral. El equipo de gobierno socialista, con el apoyo de los dos partidos de la oposición, ha tomado esta decisión "pensando exclusivamente en los trabajadores", quienes "no tienen la culpa" de la situación por la que atraviesa la empresa.

El equipo de gobierno del Ayuntamiento de Baena no consiguió la pasada semana sacar adelante en el Pleno su propuesta de disolución y liquidación de Promude por el voto en contra de PP e IU. Según los socialistas, esta opción permitiría la incorporación de la plantilla y los servicios de la promotora al propio Ayuntamiento. "Aquella negativa y la falta de liquidez que acusa Promude impidieron que los trabajadores cobrasen con normalidad la nómina de abril". Sin embargo, la resolución adoptada ayer, en base a un pago que estaba pendiente por el Ayuntamiento a favor de Promude, ha habilitado fondos para pagar también las nóminas de mayo y junio, según confirmaron fuentes municipales.

Dichas fuentes confirman que, simultáneamente, se han reiniciado las negociaciones entre los grupos municipales en busca de dar una solución definitiva a Promude. "Esta situación no puede volver a repetirse porque son los trabajadores los grandes perjudicados, ahora disponemos hasta junio para encontrar una solución y no podemos fallar", afirman desde el gobierno socialista. Por último, desde el Ayuntamiento se agradece la actitud demostrada por los trabajadores, que han continuado desarrollando su trabajo con normalidad durante estos días.

Desde hace un año, en tres ocasiones el equipo de gobierno ha intentado llegar a un acuerdo con los grupos de la oposición para la disolución de la promotora, que tiene 13 empleados.