Un joven de 28 años, que responde a las iniciales F.R.F., falleció la madrugada de ayer en Espiel después de que se incendiara el vehículo en cuyo interior se encontraba.

El siniestro ocurrió a las dos de la madrugada en la céntrica calle Ramón y Cajal, donde el vehículo, un Renault 11, se encontraba estacionado, y fue un particular el que avisó a los servicios de emergencia e informó del incendio, que dejó tanto el vehículo como al joven calcinados. Hasta el lugar se trasladó una dotación de los bomberos de Peñarroya, formada por tres efectivos y dos vehículos. Cuando éstos llegaron, en el lugar ya se encontraban dos patrullas de la Guardia Civil, la Policía Local, sanitarios de Espiel y el forense.

Fuentes de la Guardia Civil han informado de que se trabaja con la hipótesis, ya que así lo apunta la investigación, de que fue un fallo mecánico en el vehículo el que originó el fuego, aunque se está pendiente de conocer el resultado de la autopsia. Otras fuentes han indicado que la víctima podría haber encendido la calefacción con el coche parado, momento en el que se produjo un cortocircuito. Instantes después un familiar, junto a dos policías locales, encontraron el vehículo y rompieron el cristal al ver la intensa humareda que había en el interior. En ese momento se produjo una deflagración y, tras la llamarada, comprobaron que dentro del mismo se hallaba F.R.F. Los agentes de la Policía Local y este familiar intentaron, sin éxito, sacarlo del coche, y en esta maniobra los agentes sufrieron quemaduras leves, uno en las manos y otro en la cara.

El triste suceso ha dejado conmocionada a la localidad del Guadiato, donde tanto el fallecido, casado y sin hijos, como su familia, que regenta un supermercado, son muy conocidos. Ayer, quienes conocían al joven no daban crédito a lo ocurrido y lo describían como una persona afable y con numerosos amigos, aunque también apuntaban que últimamente tenía algunos problemas.

Soledad Cansino, portavoz del PP en el Ayuntamiento, afirmó a este periódico visiblemente afectada que "es una triste pérdida, no solo para la familia, sino para todos los espeleños, todo el pueblo está sumido en la tristeza provocada por este duro golpe". También informó de que el alcalde, José Antonio Fernández, estuvo toda la noche acompañando a la familia.

F.R.F. fue enterrado ayer en la iglesia de la Virgen del Rosario de Espiel. Multitud de vecinos, pese a lo desapacible de la jornada, acompañaron a la familia en estos duros momentos.