El valor total de la producción agraria de Córdoba batió su mejor registro en 2008. Pese a que se produjo un leve incremento con respecto al año anterior, alcanzó los 1.138 millones de euros, lo que supone un aumento del 0,41 por ciento con respecto al 2007.

Estos datos, que presentó ayer el delegado de Agricultura de la Junta, Francisco Zurera, confirman un crecimiento continuo en el valor de la producción en los últimos cinco años, que ha aumentado desde 2003 en un 31 por ciento. Según Zurera, esta mejora se debe "al esfuerzo del agro cordobés por la modernización y a la apuesta por la calidad, que permiten al sector agrícola aguantar mejor la crisis que otros sectores". Pese a ello, el incremento del 2008 con respecto al año anterior fue exiguo. Zurera explicó ese dato del balance asegurando que "hubo dos periodos de cotizaciones claramente diferenciados, con un primer semestre con precios buenos y un segundo con un descenso significativo". Para el delegado de Agricultura, "ha sido un año complicado para la agricultura, que ha crecido pese a las dificultades". Entre estos problemas destacó el aumento de los costes de producción que vivieron los agricultores el pasado año.

AGRICULTURA De ese valor total de 1.138 millones, el 79 por ciento correspondió a la agricultura, con 899 millones de euros y un incremento del 0,3 por ciento. El sector con más peso económico fue el del olivar, que supuso más de la mitad de la producción final agraria, en concreto el 53 por ciento de la producción con 601 millones. Ha aumentado un 0,3 por ciento en comparación con la campaña anterior pese al descenso de precios del 20 por ciento que se produjo a lo largo de la misma.

Precisamente, Zurera afirmó que la Consejería está trabajando en una ley del olivar que permita concentrar la oferta y estructurar la venta "porque compran tres o cuatro multinacionales y venden 1.800 cooperativas, que tienen menos fuerza de mercado", explicó.

Tras estos dos sectores se sitúan los herbáceos, que suponen el 20 por ciento de la producción total agraria con 233 millones de euros. Este sector creció un 2 por ciento con respecto al año anterior. Además, se ha producido un aumento de la superficie dedicada a cereales y a girasol.

En cuanto a las hortalizas, supusieron el 7 por ciento del total con un valor de 80,5 millones de euros. Su principal cultivo en la provincia fue el ajo, cuya producción llegó a los 29 millones de euros.

Por su parte, el sector frutícola, cuyo cultivo más importante en la provincia son los cítricos, con un valor de 34 millones de euros, supuso el 4 por ciento.