VERANO EN CÓRDOBA

¿Por qué hace tanto calor en Córdoba?

Este es el motivo por el que la capital cordobesa es uno de los puntos más cálidos del territorio nacional

Un hombre fotografía un termómetro durante una ola de calor en Córdoba.

Un hombre fotografía un termómetro durante una ola de calor en Córdoba. / EFE / Rafa Alcaide

Es verano, esto es Córdoba y se suceden los avisos por las altas temperaturas y los termómetros a más de 40 grados. Si bien, de momento, la capital no ha vivido una ola de calor propiamente dicha a estas alturas del mes de julio, la Aemet ya anticipó que este sería un verano de récord y no en vano, la provincia (así como España) lleva meses superando la temperatura media para la época, por lo que es de esperar que en breve lleguen las temidas olas de calor tan propias del verano cordobés.

¿Qué es una ola de calor?

Una ola de calor implica un considerable calentamiento del aire, o la invasión de masas de aire extremadamente calientes, que suele prolongarse durante días o semanas, según el caso. Lo cierto es que, normalmente, en España este fenómeno suele darse entre el 15 de julio y el 15 de agosto, debido a que es el período de más calor. Sin embargo, visto está que este verano empezamos fuerte.

Los mejores memes de la ola de calor.

Termómetro en Córdoba con una marca de 44 grados. / A.J. GONZÁLEZ

Según explica la Agencia Española de Meteorología (AEMET), las olas de calor se producen por causa de una masa de aire caliente que proviene de otro continente. Si bien, los expertos también ha esclarecido que, debido al cambio climático y al efecto invernadero, estos fenómenos se están tornando más intensos y frecuentes. Esto se debe, explican, a que las variaciones en la atmósfera provocan que los fenómenos extremos se potencien.

¿Por qué hace tanto calor en Córdoba?

La provincia de Córdoba tiene un clima mediterráneo, caracterizado por el dominio de las altas presiones estivales -anticiclón de las Azores-. Esto produce en términos generales, fuertes sequías estivales. En invierno, por otro lado, los anticiclones tropicales se mueven hacia el sur y permiten así que el frente polar penetre en el territorio andaluz. Consecuentemente, la inestabilidad aumenta y las precipitaciones se concentran solamente en los períodos de invierno y primavera, dejando, por ende, un verano plagado de sequía y calor.

A todo esto hay que añadir que todo el término municipal de Córdoba se sitúa dentro del Valle del Guadalquivir; "la sartén de España". Éste se caracteriza por el registro de las temperaturas más altas de la península y de Europa, con un máximo histórico de 46,6 º. La AEMET explica que hay varias razones por las cuales el valle siempre va varios grados por delante de sus alrededores.

Vista aérea del Casco Histórico de Córdoba.

Vista aérea del Casco Histórico de Córdoba. / CÓRDOBA

La brisa del valle

Los vientos que corren en la cuenca del río forman parte de una circulación cerrada. "Esto se debe a la diferencia de temperatura entre el aire dentro del valle y el aire de la llanura situado fuera”, explica Nicolás Bermejo, de la Delegación Territorial de AEMET en Andalucía.

Así, se genera una gradiente presión que acelera suavemente ese viento, paralelo al eje del valle. “Durante el día soplan desde la llanura hacia el interior del valle”, cuenta Bermejo, y por la noche ocurre lo contrario: el valle se enfría más rápidamente y conduce un flujo de aire valle abajo.

Esto explica la gran amplitud térmica que se da en pleno Julio en nuestra provincia.

Inversión térmica o 'aire atrapado'

Este fenómeno sucede cuando el aire en altura es más cálido que en superficie, o lo que es lo mismo, cuando hace más calor en la montaña que el valle. Esto provoca que se cree una capa de aire caliente, seco y permanente.

En estas condiciones, “el aire que está por debajo de la inversión apenas se mezcla con el aire situado por encima”.  “Las inversiones de temperatura en los valles difieren significativamente de las inversiones en las llanuras cercanas, principalmente porque los valles se someten a ciclos de calentamiento y enfriamiento más intensos."

En el valle del Guadalquivir, la inversión suele estar más alta conforme ascendemos en el valle, ya que el volumen de aire a calentar es menor.

Hidratarse es esencial.

Hidratarse es esencial. / CÓRDOBA

Consejos para afrontar la ola de calor

Aquí te dejamos algunas acciones básicas que puedes realizar para protegerte de las extremas temperaturas.

  1. Beber agua a menudo.
  2. Evitar las bebidas azucaradas y con alcohol.
  3. Evitar salir en las horas centrales del día y, sobre todo, evitar hacer deporte durante este tiempo.
  4. Evitar comidas abundantes y optar por comidas ligeras.
  5. Usar ropa ligera y cómoda.
  6. Bajar las persianas y abrir las ventanas durante la noche.