El Centro de Exposiciones, Ferias y Convenciones (CEFC) ha acogido esta mañana el acto de entrega de las medallas condecorativas a los policías locales de Andalucía que entrega la Junta de Andalucía a aquellos que más han destacado en su labor durante el último año. El acto, organizado por la admimistración andaluza, ha estado presidido por el consejero de Presidencia, Antonio Sanz, y por el alcalde de Córdoba, José María Bellido. En el transcurso de la cita se han impuestos cruces con distintivo verde, blanco y plata a un total de 63 agentes andaluces --18 de ellos de la provincia de Córdoba-- pertenecientes a alguno de los 10.000 cuerpos de Policía Local que se encuentran repartidos por los 500 municipios que disfrutan de ellos en la comunidad autónoma andaluza. En el caso de Córdoba, uno de los agentes que ha recibido hoy una medalla ha sido el jefe de la Policía Local de Córdoba, el intendente Antonio Serrano. A nivel regional, también han sido condecorados los agentes que participaron en la detención del islamista de Algeciras que acabó con la vida de un sacristán.

Entrega de condecoraciones a los policías locales de Andalucía en el CEFC de Córdoba. En la imagen, Antonio Serrano, jefe de Policía Local en Córdoba. A.J. GONZÁLEZ

En el acto, el alcalde ha agradecido a la Junta de Andalucía la elección de Córdoba para la entrega de los distintivos y ha ensalzado la labor de los policías locales. "Córdoba --dijo-- es una ciudad orgullosa de su Policía Local. Contamos con un cuerpo que trabaja duro por la ciudad". Bellido ha destacado el trabajo realizado por unidades como la de violencia contra las mujeres por su labor acreditada o el hecho de que este cuerpo fuera pionero en la inclusión de mujeres en su plantilla. Asimismo, el alcalde recordó a las dos agentes asesinadas en la capital en acto de servicio María Ángeles y Mari Sol en 1996.

Entrega de condecoraciones a los policías locales de Andalucía en el CEFC de Córdoba. En la imagen, el alcalde Bellido y el consejero Antonio Sanz imponen una medalla. A.J. GONZÁLEZ

Nueva ley de Policía Local en Andalucía

El consejero de la Presidencia, Antonio Sanz, por su parte, felicitó a la ciudad por contar con un espacio como el CEFC para acoger grandes eventos y subrayó que este acto es la muestra del apoyo del Gobierno andaluz a los cuerpos de Policía Local de Andalucía y de la importancia de la seguridad en sus políticas. En este sentido, el consejero alabó las actitudes ejemplares de muchos de estos agentes locales, que han salvado vidas en algunos de los casos.

Asimismo, Antonio Sanz aludió a la nueva ley de Policía Local que tramita el Gobierno andaluz, que ya está en la última fase y confía en que se apruebe en breve, y dijo que hará que la comunidad disponga de una norma "más moderna y avanzada" que apoyará y dará protección, recursos y medios a los agentes. La ley, puntualizó, supondrá dar "un salto de 20 años".

Cabe recordar que la nueva ley permitirá que todos los municipios andaluces con más de 5.000 habitantes tengan policía propia. Además, el proyecto normativo establece la exigencia de un mínimo de cinco efectivos en todos los cuerpos y promueve que se establezcan patrullas en colaboración con otras fuerzas de seguridad.

Premiados de Córdoba

En este acto han sido condecorados los siguientes agentes cordobeses: Fidel Jesús Macías Cano (medalla de plata), María Sierra Camacho (cruz con distintivo verde), Rubén Aguilar Rey (cruz con distintivo verde), Francisco Javier Vega Benítez (cruz con distintivo verde) y Pedro Jurado Perea (cruz con distintivo blanco), todos de la Policía Local de Córdoba; José Antonio Gutiérrez Serrano, subinspector de Priego de Córdoba y Jesús Miguel García Guerrero, inspector de Puente Genil. Además han recibido distintivos José Manuel Merinas Hidalgo (cruz con distintivo verde), Jesús Alba Aguilera (cruz con distintivo blanco) y José Carlos Medina Milla (cruz con distintivo verde), de la Policía Local de Castro del Río; Fernando Ríos Rubio (cruz con distintivo blanco), oficial de Aguilar de la Frontera; Pablo Peña Rojano (cruz con distintivo blanco), intendente de Baena; Agustín Alcalá Malagón (cruz con distintivo blanco), subinspector de La Carlota; José Pino Manjón-Cabeza, inspector de Lucena; Francisco José Gallego Moya, subinspector de Montilla; José Luis Puertas Terán (cruz con distintivo blanco), inspector del Cuerpo Nacional de Policía, propuesto por el Ayuntamiento de Cabra, y Carlos David Valenzuela Calderón (cruz con distintivo verde), subinspector de Palma del Río.

Las medallas de la Junta

La Junta de Andalucía ha entregado hoy tres tipos de medallas a los agentes que con ellas ingresan en la Orden al Mérito de la Policía Local de Andalucía. La primera, la categoría de Medalla de Plata que se concede a cinco personas, por intervenir en servicios en los que se ha mantenido una conducta que evidencia un sobresaliente y excepcional valor personal, abnegación y eficacia, con riesgo de la propia vida. 

La segunda, la Cruz con distintivo verde que se concede a 16 personas al efectuar alguna decisiva y meritoria actuación policial ante distintas situaciones extraordinarias, realizando servicios en los cuales salvan vidas humanas en obvio y extremo peligro, entre los que destacan la práctica de maniobras de reanimación cardio pulmonar básica y con desfibrilador, maniobras de Heimlich, actuación en incendios, evacuación de vecinos y otras similares, demostrando iniciativa, profesionalidad y espíritu de servicio público.

Por último, la Cruz con distintivo blanco se concede a 42 personas por realizar actos relativos a las competencias propias de las policías locales, en los que se evidencia una relevante cualidad profesional o cívica; o sobresalir con notoriedad en el cumplimiento de los deberes profesionales, constituyendo conducta ejemplar digna de ser resaltada como mérito extraordinario.

Un refuerzo para seguir trabajando

José Manuel Merinas, uno de los premiados, que trabajó durante 16 en Castro y lleva tres más en Córdoba, ha sido distinguido por una rescate que permitió salvar la vida de dos personas que cayeron al río en un carruaje, y por su intervención en dos incendios. «Son cosas que no se piensan aunque parezca que no; en esos momentos lo haces y ya está.» 

Uno de los agentes galardonados posa con su familia. A.J. GONZÁLEZ

Este agente admite que es bonito que se reconozcan este tipo de cosas, aunque esté «nervioso como el primer día». Reconoce que recibir el distintivo verde le ha reforzado la ilusión por seguir trabajando en esta profesión «que es muy bonita, sobre todo por el compañerismo». «Hay gran hermandad en la Policía Local de Córdoba», concluye diciendo.