Kiosco Diario Córdoba

Diario Córdoba

REPORTAJE

Ahorrar en tiempos difíciles: consejos para estirar el presupuesto familiar

Planificar compras, la eficiencia energética, comparar precios y escalonar el gasto son medidas que pueden ayudar a los hogares

Una mujer compra fruta y verdura en un mercado de Córdoba. A.J. González

Cambiar hábitos para estirar el presupuesto familiar y poder afrontar una subida de precios prácticamente generalizada como consecuencia de la guerra en Ucrania, los desajustes en la cadena de suministros y la crisis energética. Esta es la recomendación que, en líneas generales, se ofrece desde diferentes sectores a los consumidores para hacer más llevaderos los gastos de la vida diaria. 

De este modo, tanto empresas como profesionales y otras fuentes consultadas aconsejan programar las compras, escalonar el gasto, comparar precios y reducir consumos energéticos como medidas para el ahorro de las familias en la alimentación, la vivienda, el transporte y la educación.  

1) Evitar el desecho de alimentos

El estancamiento y la pérdida de poder adquisitivo de muchas familias han provocado un cambio de hábitos en el consumo de alimentación. Ahora se acude con más frecuencia a los supermercados y se compra menos, para ajustar el gasto al presupuesto y evitar el desperdicio que a veces se produce cuando se compra en grandes cantidades, según explica el director general de la Confederación Andaluza de Empresarios de Alimentación y Perfumería (CAEA), Álvaro González Zafra. En opinión de este responsable, «en general, en estos momentos el consumidor prioriza el factor precio por encima de otras variables como la proximidad del supermercado. Se buscan promociones, ofertas, marcas de distribuidor y lo que te suponga el ahorro».

CAEA aconseja «realizar una compra responsable. Si no llevas una lista, vas cogiendo. Lo mejor es llevarla programada. Los caprichos dependerán de la economía de cada uno, pero en estos momentos se reducen», admite su director general. En cuanto a la propuesta de la ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, que en los últimos días ha pedido a los supermercados una oferta de productos básicos a precios asequibles, Álvaro González Zafra defiende que «la estabilidad y tener precios económicos es lo que interesa al sector», y comenta que la competencia entre empresas así lo exige. También subraya que la normativa impide vender por debajo de los costes de producción y pactar precios, y hace hincapié en que «se han incrementado los costes en todos los eslabones de la cadena». 

Familias compran materiales para el nuevo curso en una librería. A.J. González

Así, este responsable comenta que «hay muchísimas dudas» sobre la viabilidad del planteamiento realizado por Yolanda Díaz y avanza que, en cualquier caso, la ministra se reunirá este lunes con las patronales de la distribución alimentaria para abordarlo. La reivindicación de CAEA es bajar el IVA de todos los productos alimentarios al 4%, ya que algunos tienen ahora hasta un 21%. 

2) Cómo gastar menos electricidad y agua

La energía es otro capítulo destacado del gasto de los hogares. Las altas temperaturas sufridas este verano han incidido en el consumo y los datos facilitados por Endesa, la principal distribuidora de electricidad en Córdoba, señalan que el pasado agosto la punta de demanda más elevada se registró el día 1 cerca de las 15.00 horas, coincidiendo con la llegada de la tercera ola de calor del verano, y fue de 731 megavatios. En la primera semana de septiembre, la punta de demanda más alta ha sido de 609 megavatios y también se ha registrado el primer día del mes. 

Climatizar solo la habitación que se está usando y cerrar puertas puede bajar la factura a la mitad

decoration

Endesa informa en su blog de diferentes vías para el ahorro energético y recuerda que la climatización de las viviendas consume en torno a la mitad de los recursos. Entre otras claves, recomienda ajustar la potencia contratada; concentrar el uso de la energía en las zonas que se están utilizando («calentar únicamente la habitación en la que vamos a estar, cerrando el resto de puertas, puede hacer que la factura baje a la mitad», afirma); tomar duchas cortas y lavar los platos en el lavavajillas; cocinar varios platos a la vez, y aprovechar la luz natural para iluminar y proteger la casa del sol en el verano. 

Cerrar el grifo

De su parte, la Empresa Municipal de Aguas de Córdoba (Emacsa) ofrece en su página web algunos consejos para el ahorro en las viviendas y jardines. Entre estas iniciativas cita la recogida del agua que sale del grifo mientras que se espera el agua caliente y su uso para el consumo o el riego; no dejar el grifo abierto mientras se friegan los platos o se realizan actividades de higiene personal; optar por la ducha en lugar del baño para ahorrar entre 30 y 40 litros; llenar la lavadora y el lavavajillas; colocar una botella con arena dentro de la cisterna cuando esta no sea ecológica y reparar de inmediato los grifos que gotean, porque «puedes estar perdiendo más de 30 litros de agua al día».

En los jardines, Emacsa aconseja optar por los arbustos en lugar de tener grandes superficies de césped; seleccionar especies autóctonas y cubrir la piscina mientras no se utilice para reducir la evaporación de agua, entre otras medidas para un uso más racional de este recurso. 

3) En la compra de una vivienda 

La adquisición de una vivienda es otra de las actuaciones en las que el consumidor puede ahorrar siguiendo las recomendaciones del sector. De este modo, el presidente de la Asociación de Agencias Inmobiliarias de Córdoba (Asaicor), José Vaquero, afirma que «el gran problema es que la mayoría de los compradores buscan sin conocer los gastos que les va a ocasionar» la operación. Estos incluyen el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales en la segunda mano o el IVA si es obra nueva. En el caso del primero, baja del 7% al 3,5% cuando el comprador tiene menos de 35 años y la vivienda no supera los 150.000 euros. 

Además, tiene que prever el coste de la notaría, el registro, los honorarios de la inmobiliaria si esta interviene; la tasación cuando se solicita un préstamo bancario y los posibles cargos de la entidad financiera como la comisión de apertura. Todos estos gastos suman entre un 7,5% y un 10% del total de la compra. El adquiriente tiene que aportar, asimismo, el 20% del precio de la vivienda si desea contratar un préstamo. Por tanto, en un inmueble de 100.000 euros necesitará disponer de entre 25.000 y 30.000 euros para realizar la operación. José Vaquero recomienda analizar previamente estos gastos, porque de ello podría depender la elección de una u otra zona para vivir. 

«Los grandes almacenes no tienen por qué tener mejor precio que las tiendas de barrio», dice FAPA Ágora

decoration

En la misma línea, aconseja que el comprador se informe del coste del Impuesto sobre Bienes Inmuebles y de la comunidad, y si este último incluye el agua o, por ejemplo, que pregunte si tendrá que abonar recibos extraordinarios por el desarrollo de alguna mejora en el edificio. Junto a otras ideas, también recomienda tener en cuenta si la vivienda está reformada y es eficiente energéticamente y, en líneas generales, aconseja a los usuarios que intenten ajustarse a su situación económica, dado que quizá prescindiendo de una cochera o un trastero pueden acceder a un inmueble. 

Este profesional explica que el precio de la vivienda de segunda mano se encuentra estabilizado en Córdoba y augura que «la subida de tipos de interés conllevará posiblemente una bajada de los precios», dado que las cuotas de los préstamos se están encareciendo. Desde Asaicor recomiendan contratar tipos fijos para que la letra de la hipoteca no fluctúe con las oscilaciones de los tipos.

4) Economizar en el transporte

La subida disparada de los precios y, en concreto, de productos como los combustibles ha llevado a las administraciones públicas a impulsar medidas para paliar el esfuerzo económico de los ciudadanos en su actividad diaria. Una de estas iniciativas ha sido la bajada de los precios del transporte público. Con ella, a la bonificación de los combustibles se han sumado este otoño la reducción de tarifas y hasta gratuidad de servicios de trenes, y los descuentos del 30% en autobuses del Consorcio de Transporte Metropolitano de Córdoba y del 50% en los de la empresa municipal Aucorsa. 

Un trabajador realiza su tarea en un inmueble. A.J. González

Mientras la gasolina continúa a precios históricos, el transporte público refuerza su papel como alternativa para el ahorro de las familias, que pueden utilizarlo en sus desplazamientos al puesto de trabajo o los centros educativos. Sobre la acogida que están teniendo estas medidas, cabe recordar, a modo de ejemplo, que 5.003 usuarios adquirieron en Córdoba, hasta el pasado 3 de septiembre, un abono gratuito para los desplazamientos de Renfe en media distancia

Los cordobeses que continúan utilizando vehículos personales, entre los que sobresalen los coches, tienen otras herramientas para economizar en este gasto como el descuento de 20 céntimos por litro de carburante, que estará vigente hasta finales de año; la comparación de precios en las gasolineras; la posibilidad de compartir vehículo o plaza de garaje y el uso de técnicas de conducción eficiente.   

5) Una vuelta al cole planificada

La educación es otro gasto importante para las familias que este año se ha visto incrementado como consecuencia de la inflación y otros factores. Antonia Reyes, presidenta de la Federación de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnado (Ampas) de Córdoba, FAPA Ágora, confirma que «las familias tienen menos poder adquisitivo debido al encarecimiento de los suministros, la cesta de la compra y el nivel de vida en general», y explica que «nuestro consejo es, antes de comprar, ver lo que se puede reutilizar y comparar precios. Los grandes almacenes no tienen por qué tener mejor precio que nuestras tiendas de barrio y seguro que se pueden ahorrar un buen dinero». Esta responsable aconseja también «ir adquiriendo poco a poco durante el verano materiales que sabemos que vamos a necesitar después para que el gasto sea más llevadero».

Consultada por el aumento de precios, Antonia Reyes apunta que «este año aún no hemos recibido quejas respecto a la subida» y detalla que, en su caso, «aún no he adquirido la mayor parte del material, pero lo que he ido comprando en mi tienda de barrio puedo decir que no ha aumentado de precio».

Compartir el artículo

stats