Kiosco

Diario Córdoba

ENTREVISTA EMMA WEAVER Artista participante en la quinta edición del Festival Flora

"Estoy obsesionada con los geranios, así que los patios son un lugar especial para mÍ"

La británica Emma Weaver participará este año en el festival Flora. CÓRDOBA

Emma Weaver visitó a principios de agosto Córdoba para conocer el patio en el que ella y su equipo tendrá que crear la instalación floral con la que competirá con el resto de los artistas. En esos días, explicó a Diario CÓRDOBA cómo se enfrenta al reto de participar en Flora. Nacida en Reino Unido, estudió escultura en la Central Saint Martins de Londres, interesándose además por la moda o la escenografía. Desde 2013, dirige su negocio, Palais, uno de los estudios de arte floral y decoración más sorprendentes de la escena actual, ubicado en el londinense barrio de Shoreditch.

¿Es la primera vez que visita Córdoba? ¿Qué impresión le ha dado la ciudad?

Sí, nunca había estado en Córdoba aunque sabía del festival Flora desde hace algún tiempo. La ciudad me ha parecido increíblemente amable y abierta. Veo que tiene mucho que decir desde el punto de vista histórico, geográfico o social y también mucho por descubrir.

¿Se habla de Flora entre los artistas florales?

La verdad es que yo he seguido el desarrollo de Flora en los últimos años y siempre pensé que sería un sueño ser uno de los artistas elegidos. Ahora que estoy encantada de poder estar aquí.

¿Ha oído hablar de la tradición de los patios y las flores que rodea a Córdoba?

Sí, había visto los patios tan maravillosos que tenéis en internet y me preguntaba dónde estarían. Estoy obsesionada con los pelargonios (geranios) así que los patios son un lugar realmente muy especial para mí.

¿Le gusta el patio en el que tendrá que trabajar?

Creo que es un edificio absolutamente maravilloso. Me inspira mucho el tranpantojo exterior y los detalles. Sin embargo, estoy también un poco nerviosa sobre el proceso de creación de la instalación en este espacio porque todavía hay mucho que hacer. Hay tres árboles grandes, caminos estrechos y también setos bajos. Esperaba un espacio más abierto, el espacio es muy importante para una instalación de arte, el vacío cuenta tanto para mí como la obra en sí. Solo espero que pueda encontrar el equilibrio y crear un impacto en el espacio sin que se vea muy limitado por la arquitectura existente.

¿Cómo definiría su estilo floral?

Me considero una escultora que trabaja en el límite entre el diseño cultural y el arte botánico. Mi estilo es rompedor, heterodoxo e independiente, quizás un poco punk también. Hay cierta tensión en mi trabajo, me encanta utilizar materiales aparentemente disparatados y encontrar la vaselina que haga posible que unos y otros funcionen juntos. Mis obras suelen ser muy densas, contienen mucha información por la combinación de mucho color, escalas y texturas. Mediante el uso de una cuidadosa coreografía y equilibrio, la obra niega el agobio y la distancia. La composición de una obra es un proceso largo, un rompecabezas, hay que descubrir cómo encaja todo y asegurarse de que el trabajo tenga sentido visual. El color, el material y el espacio provocan sensaciones distintas. En las últimas obras, he compaginado flores giratorias con luz ultravioleta, acrílico, telas, metal y madera, entrelazados con formas orgánicas. Mi trabajo cuestiona la idea convencional de la forma natural de una flor, intento darle la vuelta de dentro afuera y también de arriba a abajo. La fugacidad de las flores también es un tema central en mi práctica. En un mundo en el que se copia y pega, las flores trascienden a ese proceso. Mis esculturas de flores están sujetas a una transformación digital como forma de documentación, pero lo que se pierde en el proceso suele ser el tema previsto para las obras.

¿Podría dar un avance de lo que piensa hacer en octubre en el festival?

No.

¿Qué tipo de flores utilizará en su instalación?

No lo puedo decir.

¿Qué le parece el tema de metaformosis de este año como inspiración?

Es un tema muy interesante y va muy bien con el tiempo que estamos viviendo y con la ciudad de Córdoba.

¿Qué le gustaría transmitir al público que visite su obra?

Me gustaría que el público explorara la realidad subjetiva de la obra desde el suspense, el equilibrio y el humor.

¿Está acostumbrada a trabajar a contrarreloj como exige el festival de Flora?

El hecho de trabajar con flores implica la necesidad de crear contra reloj. Mi equipo y yo estamos muy acostumbrados a las prisas.

Compartir el artículo

stats