El Ayuntamiento de Córdoba ha decidido tomar medidas ante el constante vandalismo que sufre el parque de Levante y anuncia que denunciará los hechos a la Policía Local y Nacional.

Tras el ataque a las farolas solares, el último acto vandálico en estos jardines ha tenido que ver con daños a los aspersores que riegan los árboles, acciones que se están repitiendo continuamente en este parque. A finales del 2021 la Gerencia Municipal de Urbanismo de Córdoba tuvo que reponer los paneles solares dañados por el vandalismo en las luminarias de los jardines, y entonces solicitó la colaboración de los vecinos para identificar y denunciar a los autores de los daños en estos paneles, cinco, cuyo coste fue superior a los 3.000 euros.

Estas farolas se instalaron apenas unos meses antes de su reposición y ya habían sufrido varias agresiones de los vándalos en semanas anteriores, motivo por el que el presidente de la Gerencia Municipal de Urbanismo, Salvador Fuentes, pidió la colaboración de los vecinos para identificar y poner en manos de la Justicia a los autores de estos actos vandálicos. Ahora son los aspersores los que han sido atacados, lo que ha obligado al Ayuntamiento a tomar medidas ante estas agresiones.