Kiosco

Diario Córdoba

Crónica de ambiente

Una cita cargada de anécdotas para el recuerdo

Manuel Torralbo en la foto de familia antes de comenzar el acto. CHENCHO MARTÍNEZ

La ceremonia de toma de posesión en la Universidad de Córdoba del nuevo rector, Manuel Torralbo y su equipo, ha tenido lugar en un ambiente festivo. Pese al calor, nadie ha querido perderse el evento, que ha concluido con un cóctail de lo más ameno. Numerosos representantes políticos y cargos públicos de todos los colores, autoridades militares y eclesiásticas, además de miembros académicos de todos los niveles han ocupado su asiento en el salón de actos de Rabanales, en el que se han vivido momentos para el recuerdo. Más allá de las simbólicas fotos del relevo, tan especial en este caso por las circunstancias que lo rodean, ha habido música a cargo de la Orquesta de Plectro, siempre acertada en su repertorio, aderezada esta vez por el movimiento acompasado de los abanicos. 

También ha habido anécdotas simpáticas del álbum de fotos como el color de la toga que ha tenido que lucir el exrector Eugenio Domínguez, quien ha olvidado la suya en casa y, por una vez y sin que sirva de precedente, no ha dudado en ponerse otra para cumplir con el protocolo. Por eso aparece en las fotos como miembro de la facultad de Veterinaria. Cosas del directo. También fue llamativo el efusivo aplauso que han dedicado los miembros del Consejo de Estudiantes de la Universidad al nuevo vicerrector de Estudiantes y Cultura, Israel Muñoz Gallarte, que entra con muy buen pie en el cargo. Habrá que ver si el talante negociador y conciliador que todos destacan en él le mantiene con el beneplácito del alumnado hasta el final. Seguro que sí.

Público asistente a la toma de posesión. CHENCHO MARTÍNEZ

Como en el acto previo de toma de posesión celebrado en el Palacio de San Telmo, Manuel Torralbo ha acudido acompañado por gran parte de su familia. Además de sus hijos y su mujer, por su madre, que justo este 26 de julio ha cumplido nada menos que 90 años, según ha explicado el rector, y que tampoco ha querido faltar a la cita con la UCO. La vicerrectora de Política Científica, que ha intervenido en el acto en nombre del resto del consejo de dirección, ha puesto el acento en el valor de las palabras aunque quizás lo más interesante del acto de este martes no han sido las palabras sino las imágenes, los gestos, las miradas y las interpretaciones que cada cual ha hecho de los distintos discursos.  

Después de un mes de julio intenso y lleno de actos, ahora toca vacaciones, obligadas en el caso de la Universidad, que echa el cerrojo durante casi todo el mes de agosto. El nuevo rector se ha visualizado en su lugar de descanso leyendo libros y documentos de trabajo para lo que habrá que poner en marcha a partir del mes de septiembre. La toma de posesión ya está hecha. El resto aún está por escribir.

Compartir el artículo

stats