Kiosco

Diario Córdoba

REPORTAJE

Cámping Los Villares, un refugio contra el calor a diez minutos de Córdoba

Este espacio ofrece un lugar ideal en plena Naturaleza para descansar o hacer turismo con 8 grados menos, piscina, restaurante y actividades infantiles / Los fines de semana, hay una amplia programación cultural

Santiago Antón muestra el interior de una de las tiendas de campaña con baño privado del cámping Los Villares. ÓSCAR BARRIONUEVO

A diez minutos de Córdoba en dirección a la Sierra, se encuentra un refugio para los amantes de la Naturaleza que abrió seis meses antes de que empezara la pandemia y no ha dejado de ganar adeptos desde entonces. Santiago Antón, Valeriano Casani y Juan Niza son los tres socios impulsores de un proyecto, el cámping de Los Villares, que arrancó con ocho jaimas y ya va por 22 tiendas fijas a todo confort, con baño, aire acondicionado y frigorífico incorporado.

En el cámping, conviven familias de Córdoba que instalan su caravana todo el año para escaparse siempre que pueden y disfrutar solo o con hijos de este entorno libre de internet y móviles junto a viajeros procedentes de España o el extranjero que sitúan su campamento base en la Sierra, lejos del mundanal ruido y compaginan el turismo en Córdoba con los ratos de relax, chapoteo en la piscina y juegos al aire libre.

Mariló y Juan, con sus hijos en el cámping de Los Villares. Óscar Barrionuevo

No hay más que ver a Mariló y Juan, cordobeses y padres de un niño y una niña, que se han aficionado a subir a este cámping cada vez que tienen hueco. «Hemos descubierto esta forma de desconexión y estamos encantados», explican mientras sus hijos se entretienen con dos palos y cuatro piñas. «Las tiendas de campaña son ideales, para ellos es una aventura estar aquí y para nosotros una comodidad, ya que cambias de paisaje sin moverte de Córdoba», señalan.

Miguel y Juana tienen la autocaravana aparcada desde hace meses en Los Villares y suben al cámping en cualquier época del año. «Yo tengo un negocio en la ciudad y muchos fines de semana, cuando salimos el viernes de trabajar, nos subimos para pasar el fin de semana aquí, esto es una maravilla y se ha creado un ambiente muy familiar», comenta Miguel, que en ese momento acaba de lavar los platos del desayuno. «Tenemos un hijo de once años y está encantado porque ya se ha hecho un grupo de amigos y está deseando venir para encontrarse con la pandilla».

Piscina del cámping de Los Villares, inaugurada este verano. Óscar Barrionuevo

Santiago Antón destaca que existen pocas ciudades en España que puedan presumir de tener una Sierra como la nuestra tan cerca de la ciudad. «Este año, hemos estrenado piscina nueva y de cara al próximo invierno, estamos trabajando para convertir la antigua en piscina climatizada», comenta Antón, «abrimos todos los días del año y hay familias que pasan aquí la Navidad».

El de Los Villares es el único cámping que «tiene corazón», un espacio con esa forma instalado en un lugar de paso para recoger tapones de plástico que luego se donan a alguna asociación benéfica. «Estamos muy concienciados con la sostenibilidad y el reciclaje, el agua caliente que usamos proviene de energía solar y estamos en proceso de instalar un huerto solar de autoconsumo», añade.

Un niño deposita un tapón en el corazón de reciclaje del cámping Los Villares. Óscar Barrionuevo

El cámping cuenta con el cuarto punto oficial BTT de Andalucía, que incluye un mapa con las distintas rutas de bicicleta de montaña, una zona de lavado de bicis y punto de recarga para las eléctricas. «La Sierra de Córdoba tiene 180 kilómetros de recorridos ciclistas de montaña y eso atrae a muchos aficionados», afirman los responsables del cámping, que reciben a menudo visitantes de Holanda, Francia y Alemania. Las nuevas tiendas están causando furor. «El precio oscila entre 25/35 euros por persona y noche en las jaimas normales a 45/55 euros en las que tienen baño privado», comenta Santiago Antón, que destaca que el alquiler es más barato cuantas más plazas de la tienda se ocupen. «Venir en familia o con amigos es más económico aunque recibimos también muchas parejas», señala.

Miguel lava los platos en la zona de limpieza del cámping Los Villares. Óscar Barrionuevo

El ambiente del día permite disfrutar de la Naturaleza mientras que en verano, por la tarde noche, se activa la agenda cultural. «Este sábado, tuvimos una actividad de avistamiento de búhos y todos los fines de semana de aquí a septiembre habrá conciertos de todos los géneros musicales en el bar-restaurante, que abre no solo a los que viven en el cámping sino a la ciudadanía en general». Conviene reservar.

Lo mejor es que, en plena ola de calor, el termómetro de Los Villares marca entre 6 y 8 grados menos. Definitivamente, los cámpings (al menos el de Los Villares), como las bicicletas son para el verano.

Próximos conciertos de verano en el cámping Los Villares

Viernes 16. Jaloque

Sábado 16. Al Raso

Sábado 23. David Blue

Viernes 29. Kadia & The Groove Family.

Sábado 30. Yolanda Triguero

Sábado 6. Syndrome.

Compartir el artículo

stats