Kiosco

Diario Córdoba

BALANCE DE SANCIONES EN CÓRDOBA

Las Cruces se cierran con 68 denuncias por orinar en la calle y 31 por 'botellón'

La Policía Local sumó en la jornada del domingo 26 infractores de la ordenanza de higiene pública

La Policía Local vigila el cumplimiento de las normas en las cruces. MANUEL MURILLO

La Policía Local de Córdoba ha impuesto en las cuatro jornadas de cruces un total de 68 denuncias por orinar en la calle, lo que supone incumplir la ordenanza de higiene pública, algo que, por otro lado, podría hacer pensar al Ayuntamiento de Córdoba que quizás sean insuficientes los urinarios instalados en la vía pública durante esta fiesta, dado el elevado volumen de personas que se concentran en torno a espacios abiertos al aire libre. Habitualmente, hay dos baños portátiles instalados en cada Cruz, pero dadas las cifras de infractores localizados (a los que habría que sumar los que nadie vio) es posible que sean insuficientes.

El botellón es otra de las prácticas que no se acaba de desterrar en las Cruces de Mayo. Por más advertencias sobre la vigilancia constante de la Policía Local, sigue habiendo jóvenes que se arriesgan a beber en la calle, lo que se ha saldado con 31 propuestas de sanción, siendo el sábado el día más movidito con 19, mientras que en la jornada de ayer se redujo a 4. Además, desde que empezó la fiesta, se han detectado tres personas con tenencia de drogas, otras 6 dieron positivo en la prueba de alcoholemia al volante y se han impuesto cuatro denuncias por consumo de estupefacientes, así como una por insulto a la autoridad.

El cumplimiento de la norma sobre el volumen de la música ha sido generalizado, ya que solo se han registrado dos denuncias por falta de limitador y por no bajar la música a partir de las 00.00 horas. En los cuatro días de Cruces, ha habido además una multa por venta de alcohol fuera de horario y 10 por incumplir la ley de seguridad ciudadana.

El concejal de Seguridad y Movilidad, Miguel Ángel Torrico, ha hecho un balance muy positivo de las Cruces de Mayo del 2022. Torrico destaca que "han sido miles de personas, sobre todo jóvenes, que se han echado a la calle con muchas ganas después de dos años de pandemia y además ha habido muchísimos visitantes de fuera de Córdoba que en general han cumplido las normas de convivencia durante la fiesta". La Policía Local ha tenido vigilancia permanente y ha vallado ciertas zonas para evitar el botellón con resultados ópticos. También ha llamado la atención de los incumplidores, en concreto, los que han sido sancionados por miccionar en la calle, a los que ha pedido un comportamiento cívico porque "un poquito de espera no pasa nada para evitar las molestias a los vecinos y que todos tengamos las calles limpias".

Por su parte, la concejala de Promoción de la Ciudad, Marian Aguilar, ha comentado que "Córdoba ha vivido un lleno absoluto" y que pese a la enorme afluencia de personas, no ha habido incidencias reseñables. En su opinión, la actuación preventiva frente a los botellones "ha dado muy buen resultado y ha permitido por fin a los cordobeses disfrutar de las tradiciones después de dos años sin hacerlo".

Compartir el artículo

stats