comisión de licencias

Urbanismo otorgará la primera licencia a una sala de juego tras el fin de la moratoria

Hace un año que expiró la suspensión para dar permisos a estos locales

Salón de juegos en Córdoba capital.

Salón de juegos en Córdoba capital.

Noelia Santos

Noelia Santos

La comisión de licencias que la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU) de Córdoba celebra este miércoles tiene previsto otorgar permiso para la apertura de una nueva sala de juegos en la ciudad. Se trataría de la primera licencia a un local de este tipo desde que en febrero del año 2020 se decidiera suspender la concesión de servicios para casas de apuestas y locales de este ámbito. Dicha suspensión se llevó a cabo con un objetivo último, modificar el PGOU para que estos locales no pudieran instalarse a menos de 500 metros de centros educativos, lo que los relegaba, en la práctica, a polígonos industriales y zonas comerciales.

Dicha suspensión acabó en mayo del año pasado, sin que a lo largo del ejercicio se abordara en el seno de la Gerencia otorgar más licencias para salas de juego. La clave está en que, finalmente, el cambio del PGOU no pudo llevarse la cabo. La Junta de Andalucía advirtió que la normativa en este sentido la marcaba la administración autonómica, a tenor de la intención que tenía no solo el Ayuntamiento de Córdoba, sino algunos más de Andalucía. Meses después, la Junta determinó que las casas de apuestas no podían abrirse a menos de 150 metros de centros educativos, una distancia mucho menor que la que planteaba el organismo presidido por Salvador Fuentes y cuyo objetivo estaba además respaldados por muchos colectivos de la ciudad.

Ahora, la Gerencia se ve obligada a admitir las peticiones que le vengan, como es el caso de que la se abordará mañana en la comisión de licencias. Concretamente, se decidirá si conceder licencia de obra para la apertura de un salón de juegos en la calle Amatista, en el polígono industrial del Granadal a raíz de una petición que se hizo en diciembre del 2020. El nuevo local se ubicaría, de proseguir la licencia, entre los aparcamientos del centro comercial Carrefour Zahira y la avenida Azabache. A pesar de ser un polígono industrial, el caso del Granadal no es un parque comercial muy alejado de la ciudad. Es más, la calle Amatista es una prolongación de la calle Paco León, una de las grandes vías del barrio de Fidiana.

El movimiento contra las casas de apuestas ha sido especialmente incisivo en Córdoba. El colectivo Stop Casas de Apuestas lleva años denunciando la proliferación de este tipo de negocios y advirtiendo de su uso por parte de una población cada vez más joven. También han llamado la atención por la preferencia de estas empresas de instalarse en barrios donde no se sobresale por los recursos económicos.

Suscríbete para seguir leyendo