La Enfermería cordobesa recomienda una correcta alimentación, ejercicio físico, relaciones sociales y una buena pauta de descanso y sueño para mantener el bienestar emocional y la salud mental, cuatro pilares fundamentales con los que hacer frente a patologías como la depresión y la ansiedad, los principales problemas de salud que preocupan y padecen los ciudadanos de Córdoba. No en vano, a los cordobeses les preocupa mucho o bastante los problemas de salud mental en un 68,8%, según los datos de la encuesta 'La salud de los cordobeses: preocupación y grado de incidencia de los problemas en salud mental', realizada por el Colegio Oficial de Enfermería de Córdoba, a raíz de una encuesta previa que ha evidenciado que estos problemas son los que más preocupan y tienen mayor incidencia en la provincia. 

Esta encuesta refleja que el 60,8% de los hogares de la provincia ha padecido algún tipo de problema de salud mental durante el último año, con la ansiedad a la cabeza en un 43,7%, seguida de los trastornos del sueño, 41,8%; y la depresión, presente en casi un tercio (32,5%) de los hogares. Asimismo, estos problemas alcanzan al 67,7% de las mujeres, frente al 53,4% de los hombres, según los resultados de esta encuesta.

Precisamente, la salud mental ha centrado el primero de los nuevos Desayunos informativos Córdoba Enfermera celebrado este jueves en la sede del Colegio oficial cordobés, con los que esta organización colegial quiere trasladar consejos y recomendaciones de Educación para la Salud a la ciudadanía, según explicaron el presidente del Colegio de Enfermería de Córdoba, Florentino Pérez Raya, y el vicepresidente, Enrique Castillo. Ambos estuvieron acompañados por los enfermeros cordobeses especialistas en Salud Mental María Luisa Rivera, Francisco González y Martín Toledano; así como por la técnica y psicóloga sanitaria de la Asociación de Allegados y Personas con Enfermedad Mental de Córdoba (Asaenec), Alejandra Muñoz. 

Florentino Pérez Raya, en la presentación de este primer Desayuno informativo, recordó el incremento que se viene registrando en la actualidad de la preocupación y la propia incidencia de los trastornos relacionados con la salud mental entre la sociedad, no solo a nivel cordobés ni a consecuencia de la situación derivada de la pandemia del Covid-19, ya que, como dijo, «los problemas mentales son una de las grandes amenazas para la salud en el siglo XXI, según múltiples expertos y la propia Organización Mundial de la Salud, y la crisis sanitaria y social del coronavirus no ha hecho sino incrementarlos y evidenciarlos aún más». Por su parte, Enrique Castillo explicó que con la iniciativa de los Desayunos informativos Córdoba Enfermera «el Colegio y la profesión enfermera quieren dar respuesta a las principales preocupaciones de salud que muestran actualmente los ciudadanos, a la par que continuar con su compromiso y preocupación por la salud de todos; y con su labor no solo de prestar la mejor atención y cuidados posibles, sino de ser protagonista principal en materia de prevención y educación sanitaria».

Recomendaciones

Los tres enfermeros expertos cordobeses ofrecieron las principales claves para prevenir y hacer frente a distintos problemas de salud mental, sobre todo la ansiedad, la depresión y la falta de sueño.

Para estas patologías específicas, el enfermero especialista Martín Toledano, actualmente enfermero en la Unidad de Salud Mental Comunitaria de Córdoba en el Sector Sur, ha detallado una serie de consejos. Así, frente a la ansiedad, es importante realizar un registro de ansiedad, para ser consciente de las situaciones que causan ansiedad o que las evitan; así como dormir suficiente, mantener una dieta equilibrada y hacer ejercicio físico regularmente. También es recomendable aprender técnicas de relajación y de respiración, programar tiempos de actividades de ocio y disfrute, hacer frente a los temores de una manera gradual, estableciendo pequeñas metas; y evitar bebidas excitantes que contengan cafeína, y tóxicos y alcohol.

 “Ya ante casos de depresión –ha explicado Francisco González- es importante aceptar la ayuda de otras personas, expresando lo que se siente, las emociones; así como también practicar actividades tanto físicas como cognitivas, mejorar la alimentación y mantener o potenciar las relaciones con otras personas, como familiares, amistades, colegas, vecinos/as, etc.” Además de recabar la ayuda de un profesional, las personas que padecen o presenten signos precoces de depresión también pueden ayudarse a sí mismas expresando su sufrimiento y aceptando ayuda, manteniéndose activos, afrontando las causas de su problema, manteniendo siempre una actitud positiva, evitando el estrés innecesario y valorando y luchando por mantener los afectos de familiares y amistades.

 Por último, y para el caso de trastornos del sueño, es importante, en primer lugar, informarse, “ya que si comprendo el ciclo de sueño y la existencia de periodos normales de vigilia, seré capaz de dejar de preocuparme”, ha indicado María Luisa Rivera, que ha apuntado, entre otras recomendaciones, hacer alguna actividad relajante antes de irse a la cama como leer, escuchar música o ver televisión; realizar ejercicio de forma regular pero no en las horas previas al sueño; y evitar cenas copiosas y pesadas y sustancias estimulantes.