El gerente de Asistencias Los Angeles, César Pérez, nació en Ciempozuelos (Madrid), pero desde que se vinculó a Córdoba por motivos de estudios en 1973 se convirtió en cordobés de adopción. Fue becario de la Universidad Laboral, donde empezó a estudiar Ingeniería Técnica Industrial, y ya se quedó aquí. Trabajó primero para una firma alemana que efectuó el montaje de la central térmica de Puente Nuevo. Después, con un grupo de amigos, "en plena crisis de los 70 y cuando los intereses de los bancos estaban al 20%, pusimos en marcha un servicio de urgencia sanitario, que entonces se llamaba Los Angeles de la Noche (precursor de Asistencias Los Angeles)", destaca César Pérez. En aquellos años aún no existía el 061 "y nos juntamos un grupo de jóvenes con muchas ganas de trabajar, formando un equipo de unos 20 profesionales, entre médicos, enfermeros y técnicos", explica Pérez.