La acondroplasia o enanismo es un trastorno genético que afecta al crecimiento y desarrollo de los huesos del esqueleto. Ocurre en aproximadamente uno de cada 25.000 recién nacidos vivos. En la Unidad de Ortopedia y Traumatología Infantil del hospital Reina Sofía llevan 25 años, desde 1986, tratando de hacer más fácil la vida a los pacientes que presentan talla baja por una alteración genética y a los que sin padecer acondroplasia sufren determinados tipos de dismetrías (diferentes medidas en las extremidades del cuerpo) por diversos motivos.

"Mediante el uso de modernos dispositivos para la elongación ósea (alargamiento de hueso) se puede lograr que las piernas de un paciente puedan crecer hasta 30 centímetros cuando se llevan a cabo varios procesos con el paso de los años", señala el coordinador de la unidad, José Luis Valdivieso García. Se trata de tratamientos que dan resultado a largo plazo, ya que el sistema que se implanta a los pacientes permite que la extremidad crezca aproximadamente un milímetro al día.

"Esto implica que se necesitan unos 150 días para lograr un crecimiento de 15 centímetros, pero luego hay que esperar a que el hueso se vaya recuperando, de forma que el tratamiento duraría unos 22 meses", apunta. En el caso de las dismetrías los plazos dependen de la longitud que se pretenda conseguir. El Reina Sofía fue el primer hospital de Andalucía y el segundo de España en realizar elongaciones óseas mediante el sistema Orthofix y además es referente en Andalucía oriental para estas intervenciones.

LOS PASOS La intervención previa para lograr la elongación consiste en provocar una fractura en el hueso que se pretende alargar, previa implantación de un sistema externo con tornillos de acero, que será el responsable del crecimiento óseo posterior. El propio paciente, ya en su casa, solo o con ayuda de un familiar, y cuando han pasado entre 8 y 12 días desde la operación, hace girar el sistema que propicia la separación de las partes óseas fracturadas y la regeneración que favorece el alargamiento. El hueco que provoca el corte se va cubriendo con la regeneración de nueva masa ósea que tiene lugar de forma natural. La decisión de a qué edad comenzar con un proceso de elongación ósea es muy variable. Depende de si la talla es demasiado baja y si el paciente está dispuesto a colaborar, porque los tratamientos son muy largos.

"Cada caso es diferente. Habrá niños a los que les podremos elongar la tibia en un primer proceso unos 15 centímetros y pasado el tiempo alargarle el fémur otros 15 centímetros, y hay otros en los que se ayudará a que crezcan los brazos, pues puede existir una desproporción entre los miembros y el tronco, lo que se llama rizomelia", aclara este especialista.

Durante el tratamiento, el menor podrá seguir haciendo una vida normal: ir al colegio, pasear, bañarse en la piscina. "El cuidado del sistema implantado consiste en la limpieza con la ducha diaria y poner una gasa limpia, pues las pequeñas infecciones que suelen surgir alrededor de los tornillos tienen fácil remedio", añade el coordinador de la unidad de Ortopedia y Traumatología Infantil.

La Unidad de Ortopedia y Traumatología Infantil del Reina Sofía fue fundada en 1975 por el doctor Francisco Blanco López y se ha renovado en los últimos años con la incorporación de los doctores José Antonio Abad Lara, José Antonio del Fresno Molina y Jorge Ruiz Sanz. Sus miembros pertenecen a la Sociedad Española de Ortopedia Pediátrica, de la que Valdivieso es vicepresidente. Esta unidad opera más de 200 niños cada año y atiende en las consultas a unos 6.000 menores.

La opción de someterse a esta intervención no es solo por apariencia física, sino que persigue solventar las limitaciones y alteraciones funcionales que ocasiona una talla baja en las actividades deportivas y escolares, en un trabajo, para hacer algo tan simple como llamar un ascensor o abrir una puerta e incluso para evitar complicaciones de salud como artrosis en una edad más madura. "Les mejora su autoestima, ya que el mundo no está pensado para personas con alguna discapacidad", denuncia este médico.