Empleados de cincuenta estaciones de la Inspección Técnica de Vehículos (ITV) de Andalucía trabajaron ayer gratis de 9.00 a 13.30 horas y lograron recaudar 158.575 euros para los damnificados del terremoto de Haití, aunque calculan que la donación final llegará a los 280.000 euros.

Un portavoz de la empresa pública Verificaciones Industriales de Andalucía (Veiasa) señaló que unos 4.000 vehículos que no pudieron ser revisados confirmaron su intención de destinar el importe de su inspección a las víctimas de Haití, por lo que el cálculo final de la aportación que se podrá destinar a este país llegará a los 280.000 euros.