El agua de la urbanización de Las Jaras es de nuevo potable. La Consejería de Salud dio ayer el visto bueno al agua del Lago de la Encantada, que suministra a los vecinos de esta parcelación. A principios de octubre, este organismo prohibió el agua por la presencia de un herbicida (terbutilazina) no apto para el consumo humano en el embalse.

La detección de esta sustancia cancerígena obligó a la Junta a prohibir el consumo hasta que la empresa gestora de la urbanización y responsable del suministro, Javiaras, lo solucionara. El jefe de Salud Pública de la Junta en Córdoba, Francisco Antón, garantizó ayer que el agua es ya "totalmente potable y apta para el consumo humano". En este tiempo, la empresa y promotora Javiaras ha eliminado la presencia del herbicida y ha devuelto la potabilidad del agua del lago.