El alcalde de la localidad granadina de Almuñécar, Juan Carlos Benavides (CA), se enfrenta a una suspensión de empleo o cargo público durante dos años y a una multa de 27.000 euros, acusado de un delito de malversación de caudales públicos por el que será juzgado a partir de hoy en la Audiencia Provincial. Según la acusación, a Benavides se le imputa este delito por haber pagado presuntamente con dinero público del Ayuntamiento una fianza de 9.000 euros que se le exigió al presentar una querella, a título particular, contra el ex alcalde de esta localidad, Juan Luis González Montoro (PP).

Por otro lado, el alcalde de la Viñuela (Málaga), Juan Millán (PSOE), se enfrentará a una petición fiscal de dos años de prisión y diecisiete de inhabilitación por dos delitos de prevaricación --uno de ellos continuado-- en relación con la concesión de tres licencias de obras. El regidor está acusado de otorgar por decreto dos licencias de obras en el 2001 y otra en el 2003 "a sabiendas de que se trataba de Terreno No Urbanizable de Protección del Embalse de la Viñuela", una población de unos dos mil habitantes.