La participación económica de las corporaciones locales en los tributos de la comunidad será efectiva antes de que concluya el ejercicio presupuestario de 2009, un año en el que Gobierno andaluz tiene previsto presentar el proyecto de ley que regule su cuantía con el acuerdo de los ayuntamientos. Así lo constató ayer la consejera de Gobernación, Clara Aguilera, y el presidente de la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP), Francisco Toscano, tras participar en la constitución del Consejo Andaluz de Concertación Local, máximo órgano de interlocución entre la Junta y los ayuntamientos.

Aguilera destacado la "ardua" tarea de fijar la cesión de competencias y la financiación suficiente para la corporaciones locales, por lo que el pleno del Consejo ha programado su próxima reunión para septiembre, cuando los ayuntamientos presentarán un listado de competencias que constituirán el "núcleo central" de lo que recoja la futura ley de régimen local.

Junto a este norma, la de participación de las corporaciones locales en los tributos de la comunidad deberá estar presentada entre los meses de febrero a junio de 2009, con lo que tanto la Junta como el Consejo de Concertación dispondrán de un año escaso de plazo para abordar este nuevo proceso del modelo local. "Es un paso importante, ya que no hay ninguna comunidad con un mandato estatutario tan claro y avanzado como en Andalucía, y estoy convencida de que seremos pioneros en cuanto a competencias y financiación de los gobiernos locales", afirmó Aguilera.

Se trata, según explicó, de dos compromisos legislativos del Gobierno andaluz que con las resoluciones del pasado debate financiero del Parlamento ha fijado un calendario que asumen ambas parte (por la Junta y la FAMP). La consejera subrayó también la voluntad de consenso para llegar a acuerdos con los ayuntamientos y confió en que no haya "cortapisas partidistas".