Iberdrola inauguró ayer el complejo eólico El Marquesado (Granada), el mayor de Andalucía y el segundo de Europa, que con una producción anual de 450.000 megavatios por hora, cubrirá el consumo de más de 300.000 personas y evitará la emisión de 400.000 toneladas anuales de CO2. El acto de inauguración tuvo lugar en Huéneja, una de las localidades granadinas que acoge a los cuatro parques eólicos que conforman el complejo, junto a Dólar, Ferreira y La Calahorra, y ha contado con la participación del presidente de Iberdrola Renovables, Ignacio Galán, el consejero andaluz de Innovación, Francisco Vallejo, y los alcaldes de la comarca.

El complejo El Marquesado, que se puso en marcha el año pasado, posee cien aerogeneradores de última generación que recogen el viento de la Sierra de Baza y Sierra Nevada, y tiene una potencia instalada de 198 megavatios, lo que se traduce en una producción anual estimada de 450.000 megavatios por hora, suficiente para abastecer a Granada, y un efecto depurador equivalente a 36 millones de árboles.

Galán ha señalado que el proyecto cuenta con una inversión de casi 250 millones de euros y ha recordado que Iberdrola, la tercera empresa del IBEX y una de las mayores eléctricas del mundo, ha invertido en Andalucía más de 2.000 millones de euros en los últimos cinco años, a los que sumará otros 1.000 millones destinados a energía renovable. También ha destacado que el proyecto supone "un granito de arena" para dinamizar la economía de la zona, "una de las más deprimidas de Andalucía".