El Consejo Andaluz de Los Verdes aprobó ayer la continuidad de la diputada regional Inmaculada Gálvez en el Grupo Parlamentario Socialista, y autorizó a su secretariado a iniciar las conversaciones con el PSOE ante las futuras elecciones autonómicas.

El portavoz de Los Verdes de Andalucía, Francisco Garrido, aseguró que su formación dará "continuidad en el desarrollo del acuerdo con el PSOE" para sostener "al gobierno progresista frente a la derecha".

Garrido señaló que Los Verdes van a "intentar restaurar las fracturas tras el conflicto" parlamentario con el PSOE y añadió que está "absolutamente descartado" el pase al Grupo Mixto de Gálvez.

Francisco Garrido consideró que Los Verdes y el PSOE atraviesan un "mal momento superable" en un próximo comité de enlace, que se celebrará en quince días y que supondrá la primera toma de contacto para un posible acuerdo en las elecciones autonómicas.

El Consejo Andaluz de Los Verdes reiteró la "necesidad de ahondar en las políticas contra la especulación urbanística y el fraude en el litoral".

EXPLICACIONES DE GALVEZ

Garrido opinó que "la crisis surgida es perfectamente superable y es necesario llevar el acuerdo hasta sus últimas consecuencias" y rechazó "cualquier intento de instrumentalización del PP, como la comisión parlamentaria de investigación sobre corrupción en el litoral andaluz", que, a su juicio, es "hipócrita" por la "actitud que mantiene el Partido Popular en el litoral".

En una rueda de prensa celebrada antes del inicio del Consejo Andaluz de Los Verdes, la diputada verde Inmaculada Gálvez ya anunció que su deseo es mantener el acta de diputada dentro del grupo del PSOE para estar "vigilante" del cumplimiento de los acuerdos de legislatura alcanzados entre ambas formaciones políticas.

Gálvez relató los motivos por los que se ausentó esta semana en el Debate sobre el Estado de la Comunidad, motivo por el que el PSOE le ha impuesto una sanción económica.

Inmaculada Gálvez, que dijo que se habían malinterpretado sus supuestas intenciones de pasarse al Grupo Mixto del Parlamento de Andalucía, reconoció que el detonante de las discrepancias con el PSOE ha sido la negativa a incluir propuestas de resolución sobre la lucha por la corrupción urbanística y sobre la RTVA.

Señaló que tras enviar al portavoz parlamentario socialista, José Caballos, sus propuestas de resolución pasaron los días sin que se produjera respuesta por parte de este grupo, lo que motivó su ausencia de la Cámara durante el Debate de la Comunidad, en protesta por una situación con la que no estaba de acuerdo.