Horizonte Europa es el principal instrumento de financiación de la Unión Europea (UE) para investigación e innovación y cuenta con un presupuesto de 95.500 millones de euros para el período 2021-2027. En ellos se incluyen 5.400 millones de los fondos de recuperación; 8.952 millones serán para los proyectos de alimentación, bioeconomía, recursos naturales y medio ambiente.

Es el presupuesto plurianual más elevado para un programa de investigación de la UE, con un incremento del 30% respecto al marco presupuestario anterior, excluyendo la participación de los beneficiarios del Reino Unido. La alimentación, la bioeconomía, los recursos naturales y el medio ambiente figuran entre las áreas de actuación prioritarias y del pilar de Horizonte Europa sobre Desafíos Globales y Competitividad Industrial Europea. En dicho pilar, los proyectos serán transnacionales e irán dirigidos a un consorcio nacional de beneficiarios, «lo que garantizará que los investigadores y las organizaciones de diferentes países colaboren entre sí», según la CE.

El presupuesto de Horizonte Europa no ha sido asignado por países, sino que el montante que perciba cada Estado dependerá de su participación en los planes que obtengan los fondos; sin embargo, España es un país especialmente activo y en el marco plurianual 2014-2020 fue el cuarto con más retorno económico.

En el anterior programa, España obtuvo 4.761,6 millones, un 10,1% del total, por detrás de Alemania (16,4%), Reino Unido (14%) y Francia (12,3%), según datos del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) hasta el 2019. En las convocatorias adjudicadas solo para el 2019, España recibió 1.067 millones en subvenciones, lo que supone la mayor cantidad conseguida por España del programa marco de investigación en un solo año.

El objetivo de Horizonte Europa es generar conocimiento y «soluciones innovadoras» que aceleren la transición hacia la gestión sostenible de los recursos, lo que incluye medidas para favorecer la adaptación ambiental y para conseguir la neutralidad climática de los sistemas agrícolas, ganaderos, silvícolas o pesqueros y de los regímenes alimentarios. La directora de la organización EIT Food para el sur de Europa, Begoña Pérez-Villarreal, declara a Efeagro que se trata de «grandes números» y que el reto está en la capacidad de los agentes del sector agroalimentario para formar consorcios y responder a las oportunidades. Asegura que en los últimos tres años el mundo del emprendimiento en el ámbito agroalimentario ha experimentado una «está en una carrera imparable».

Parte de los fondos de investigación y los que llegarán desde Horizonte Europa serán canalizados a través de las ocho comunidades del Instituto Europeo de Innovación y Tecnología (EIT) , un organismo independiente de la UE que integra centros de educación, empresas y entidades investigadoras y se divide en ocho comunidades. Pérez-Villarreal explica que la entidad ha actuado como «acelerador» de proyectos y ha desarrollado programas de apoyos para mujeres emprendedoras, pymes y empresas emergentes en el ámbito agrícola, con especial atención al uso del agua. EIT Food ayuda a las empresas a que se sumen a la «innovación abierta» para favorecer su incorporación al tejido industrial, añade.

Pérez-Villarreal asevera que Horizonte Europa «abre otra puerta» financiera para el campo, de una forma competitiva, en la que las mejores ideas van a obtener la ayuda, «ideas tecnológicas de impacto a nivel nacional o internacional». No obstante, «el sector agrario está abierto pero debe abrirse aún más» a trabajar de esta forma.

Quién puede participar

PROYECTOS CONSORCIADOS

El plan concede subvenciones a fondo perdido de hasta el 100% del coste del proyecto

En las acciones del programa Horizonte Europa puede participar cualquier entidad jurídica, ya sea empresa, universidad, centro de investigación, asociación, Administración pública, o cualquier otro tipo de entidad, que quiera desarrollar un proyecto de I+D+i cuyo contenido se adapte a las condiciones, líneas y prioridades establecidas en el programa de trabajo o las convocatorias de propuestas.


Gran parte de las actividades de este programa se desarrollan mediante proyectos en consorcio, que debe estar constituido por al menos tres entidades jurídicas independientes cada una de ellas establecida en un Estado miembro de la UE, o país asociado diferente, con al menos una entidad de la UE.


Sin embargo, existen algunas excepciones, como es el caso de las acciones de investigación «en las fronteras del conocimiento» del Consejo Europeo de Investigación, las acciones de movilidad y formación, y las acciones de coordinación y apoyo en las cuales las entidades o personas físicas pueden participar de forma individual. En cualquier caso, las convocatorias pueden establecer condiciones adicionales, dependiendo de la naturaleza y objetivos de la acción e incluso pueden limitar la participación de entidades de determinados países por motivos estratégicos o de seguridad de la UE.


El consorcio deberá designar a uno de sus miembros para que actúe como coordinador, que será el principal interlocutor entre los miembros del consorcio y la Comisión Europea. De forma general, Horizonte Europa concede a los participantes subvenciones a fondo perdido que cubren hasta el 100% de los costes admisibles del proyecto.