La vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, prometió ayer que el Ejecutivo se volcará con la España rural e instó a los delegados del Gobierno a que comuniquen en las comunidades autónomas las decisiones que va tomando el gabinete de Pedro Sánchez. Así lo trasladó en una primera reunión de coordinación con los delegados del Gobierno, muchos de ellos recién nombrados. Acompañada de la ministra de Política Territorial, Carolina Darias, Calvo hizo un llamamiento a realizar un «trabajo eficiente de ida y vuelta» en el que el Gobierno dé respuesta a los problemas y expectativas de las comunidades autónomas y que a todo el territorio del país lleguen las soluciones y la «capacidad para tomar decisiones» del Ejecutivo.