+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de Diario Córdoba:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

VIERNES Y SÁBADO SANTO

Las jornadas grandes de la Pasión se celebran sin contratiempos

 

Nuestro Padre Jesús Nazareno de Almedinilla. - JUAN CALMAESTRA

El Cristo de la Misericordia durante su recorrido por las calles de la localidad mellariense. -

CORRESPONSALES
16/04/2017

Todos los pueblos de la provincia han vivido con intensidad los días grandes de la Semana Santa, en la que este año no ha sido necesario mirar hacia el cielo. Viernes y Sábado Santo han vuelto a llenar las calles de la provincia de color, olor y fe.

RUTE

El Nazareno y la Soledad

Con niebla comenzó el Viernes Santo ruteño, a las ocho de la mañana sonaron las campanas de los tronos de Jesús Nazareno y la Virgen de los Dolores. Hermandad que realiza su salida desde la parroquia de Santa Catalina Mártir y que completó su estación de penitencia a las tres de la tarde. Destacar el acompañamiento musical a cargo de la Banda de Cornetas y Tambores del Santísimo Cristo del Amor, de Tarancón (Cuenca) y la Banda Municipal de Música de Rute y las saetas del malagueño Sebastián Navas Iranzo y la sevillana Pepa Flores Corzo. Cofradía de Jesús Nazareno, Santo Entierro y Nuestra Señora de los Dolores, que vuelve a procesionar por las calles de la villa con el Cristo Yacente, donde se sumó el trío de música de capilla Mare Nostrum, junto a la Banda Municipal de Música. El Viernes Santo continuó en la media noche y madrugada del Sábado Santo, con la procesión de la Nuestra Señora de la Soledad. La salida se realiza desde la ermita de La Soledad a las 0 horas, teniendo un recorrido de dos horas y media por las calles de la villa. Como acompañamiento, lleva música de capilla, con el cuarteto Ánima, más la sección propia de tambores enlutados.

AGUILAR

Cristo de la Expiración

Impresionante, como siempre, resultó la salida del Cristo de la Expiración en la madrugada del Viernes Santo, bajo un gran silencio y los golpes secos de un tambor. A las 6.30 de la mañana tuvo lugar el Prendimiento de Nuestro Padre Jesús Nazareno por parte del Imperio Romano y su posterior salida por las calles de Aguilar, siempre acompañado por María Santísima de la Amargura. Ambas imágenes se encontraron posteriormente en la Plaza de San José en la que no cabía un alma. Ya, por la tarde, tuvo lugar la representación del Descendimiento de la Cruz y el Sermón de la Siete Palabras en la parroquia del Soterraño y, posteriormente, la salida procesional del Santo Sepulcro. También hicieron anoche su estación de penitencia el Cristo de la Salud, una imagen por la que los aguilarenses sienten una gran devoción, y la Virgen de la Soledad.

BUJALANCE

Nuestro Padre Jesús

En la «Madrugá» continuó la Semana Santa bujalanceña, con la salida de Nuestro Padre Jesús y Nuestra Señora de los Dolores, que salieron de su ermita de Jesús a las cinco de la mañana, custodiados por el Imperio Romano. Desde la salida y a lo largo del recorrido, se vivió una intensa y viva emoción entre sus vecinos. La Llegada fue increíble, con las tradicionales Tres Caídas del Nazareno en la «Calzá» y con el Encuentro en el patín, del la Madre con el Hijo a los sones de las bandas de CC. Y TT del Imperio Romano y de música Pedro Lavirgen y las desagarradas saetas. La Jornada del Viernes Santo concluyó con el Santo Entierro, que llevó a las calles bujalanceñas las imágenes del Cristo Yacente, el Cristo de la Buena Muerte y Nuestra Señora de la Soledad.

FERNAN NÚÑEZ

El perdón y la Buena Muerte

Realizó de madrugada su estación de penitencia la cofradía del Santísimo Cristo del Perdón y la Pobreza y pocas horas después fue el turno de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de la Soledad, cumpliéndose este año el 75 aniversario de la hechura de sus titulares. El acompañamiento musical corrió a cargo de la banda de cornetas y tambores La Expiración (Jaén) y de la banda de música Consolación (Huelva). Por su parte, ayer Sábado Santo, de 12.00 a 3 de la madrugada se celebró la procesión de la cofradía de Penitencia del Santísimo Cristo de la Buena Muerte y durante su recorrido se rezó el Via Crucis. Y la noche del sábado se desarrolló el desfile penitencial del Santo Entierro, acompañado por un trío de viento que interpretó música de capilla.

DOÑA MENCÍA

El Nazareno y la Soledad

La madrugada del viernes santo cuando los primeros rayos de sol están tocando el manto morado de Nuestro Padre Jesús Nazareno, imparte la bendición en las cuatros esquinas, las cuales sólo han quedado para este gran momento de la pasión menciana. Ya camino de su ermita la Virgen del Amargura que acompaña al Nazareno en su desfile recibe el cariño del pueblo con una gran petalada de flores a su llegada a la recogida. A media mañana las imágenes de la Cofradía del Cristo del Calvario y María Santísima del Mayor Dolor retornan a su Ermita del Calvario tras su bajada en la procesión del silencio del jueves santo. Cuando cae la noche en Doña Mencía el Cristo de la Expiración, La Caridad, el Santo Sepulcro y María del Amor, ponen el cierre a un intensísimo Viernes Santo. El Sábado de Gloria Menciano se tiñe de verde esperanza, la que da la cofradía de la Soledad y Esperanza que con la agrupación que lleva ligada a la cofradía también es otro claro ejemplo de superación en las formaciones musicales. La imagen de la Soledad congrega a un gran número de fervientes devotos que la acompañan en su recorrido procesional y en la recogida con el humo de las bengalas.

FUENTE OBEJUNA

Cristo de la Misericordia

En Fuente Obejuna, una de las novedades del Viernes Santo fue el método empleado por la hermandad para elevar al Santísimo Cristo de la Misericordia, con el que el titular ha ganado en altura. Además, la Virgen de Gracia - patrona de la Villa - estrenó andas. La Banda Mellariense de Cornetas y Tambores y la Banda Municipal de Música llevaron a cabo el acompañamiento musical. El toque de corneta de Francisco Segovia anunció, a medianoche, la salida de la Cofradía del Santo Entierro y Nuestra Señora de los Dolores, que bajó por las escaleras de la plaza Lope de Vega sin luz y en medio de un respetuoso silencio, para encontrarse con el Cristo Yacente, comenzando un desfile procesional en el que sonaron las marchas interpretadas por la banda municipal de música y el tambor del cofrade Sebastián Gómez. Hay que destacar que fueron muy numerosas las personas que no quisieron perderse, especialmente las salidas, de ambas procesiones. El Sábado Santo tuvo lugar el desfile procesional de la hermandad de Nuestra Señora de la Soledad, que cuenta con dos pasos, el de la Virgen y una Cruz en la que se observa un blanco sudario y que portan costaleras. Su peculiaridad es que se trata de una cofradía integrada exclusivamente por mujeres, que van tocadas con velo o con mantilla.

POSADAS

El Nazareno y la Veracruz

En Posadas, la «madrugá» del Viernes Santo con el tradicional desfile de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores sigue acaparando la mayor acogida popular de la Semana Santa malena. La procesión disfrutó del acompañamiento musical de la Asociación Musicocultural Antonio Hernández Tomillo, de La Puebla de los Infantes (Sevilla), y de la Agrupación Musical La Fe, de Posadas. En la tarde del Viernes Santo, la Hermandad de la Vera Cruz realizó su estación de penitencia con el Santísimo Cristo de la Vera Cruz y Nuestra Señora de la Soledad, con salida y llegada en la Casa Hermandad de la calle Gaitán. Ayer sábado tuvo lugar la procesión del Santo Entierro y posteriormente la Vigilia Pascual en la Parroquia de Santa María de las Flores.

FUENTE PALMERA

El Santo Sepulcro

Los desfiles procesionales culminaron en Fuente Palmera con la estación de penitencia del Santo Sepulcro, que comenzó pasadas las doce de la noche del Viernes Santo ante una gran expectación en la Plaza Real con más de 600 personas esperando su salida. En su tercer año de existencia –después de que se perdiera a principios de los años 30 del siglo pasado-, el Santo Entierro va tomando auge por la singularidad de la comitiva, protagonizada por más de un centenar de niños y adolescentes de la Agrupación Parroquial de Jóvenes, acompañados por un escuadrón de figurantes romanos y el solemne hilo musical de un trío de capilla y otros tantos tambores. Con anterioridad, se desarrolló la estación de penitencia del Santísimo Cristo de la Sangre y Nuestra Señora de los Dolores, que ofreció sus momentos más álgidos con varios encuentros entre los dos pasos, en especial los de las calles Écija y Portales. En este punto, la cantaora de Cañada del Rabadán, Rocío Luna, les dedicó un par de saetas. Esta procesión contó con numeroso público a lo largo de todo el recorrido, que este año se ha acortado eliminando las calles Sevilla, Posadas y Camilo Delgado. El paso del Cristo estuvo acompañado por la Banda de Cornetas y Tambores Nuestro Padre Jesús Nazareno, de Fuente Palmera, y el de los Dolores, por la Agrupación Musical de Almodóvar.

LUQUE

Cristo de la Expiración

A la una y treinta de la madrugada las calles por las que tenía que pasar la Hermandad del Santísimo Cristo de la Expiración, «El Silencio», con un solo paso con el Señor Crucificado, permanecían oscuras, sin más luz que la de las velas que portaban los penitentes, en silencio total, excepto cuando un tambor y una corneta anunciaba una de las estaciones del Vía Crucis, resultando una procesión muy sentida por los cofrades que desfilaron con una temperatura muy agradable. A las seis y treinta de la mañana comenzó la procesión más numerosa de Luque, tanto por el número de imágenes como de fieles, la Devota y Antigua Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de la Soledad, con la Verónica y la Magdalena, además de acompañarles la Hermandad de San Juan, siendo los momentos más espectaculares cuando retornan a la Plaza de España y, junto a la parroquia, tiene lugar el «Sermón del Paso», escenificación y lectura de pasajes bíblicos, desde el Génesis hasta

el Nuevo Testamento, y la venta de Jesús por parte de Judaxs y su entrega a los judíos, que lo apresan y salen corriendo, siendo los integrantes de la primera cuadrilla de Judíos de la Cola Negra de Luque los que apresan al señor. Por la tarde del Viernes, tras la ceremonia de las Siete Palabras y el Descendimiento del Cristo Articulado que es presentado a su Madre, Nuestra Señora de la Soledad e introducido en la Urna. Comenzando el desfile procesional la Urna seguida de María Santísima de la Soledad, por lo que esta imagen desfila dos veces en el mismo día, siendo portada por mujeres. También cabe destacar el gran número de portadores que llevan al Señor yacente, siendo los relevos constantes. Por su parte, el sábado fue el desfile procesional de las mujeres, ya que hizo se Estación de Penitencia la Hermandad de nuestra Señora del Mayor Dolor, integrada exclusivamente de mujeres, muchas de ellas con mantillas, desfilando un solo paso con Nuestra Señora del Mayor Dolor bajo palio. No es que esta Hermandad sea excluyente, es que fue un grupo de mujeres las que la organizaron y terminaron siendo solo ellas, aunque, según la directiva, cualquier hombre puede tanto ser hermano como pertenecer a la directiva.

EL CARPIO

El Nazareno y la Misericordia

El viernes dio comienzo con la procesión de la madrugada del Nazareno, que partió de la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción para recorrer las calles empinadas de esta localidad acompañada por la imagen de la Virgen Nazarena, llevada por mujeres. Los saeteros no paraban de cantar a lo largo de un recorrido muy acompañado por penitentes. Por la noche tuvo lugar la procesión del Cristo de la Misericordia (Crucificado), la Virgen de los Dolores y el Santo Sepulcro. Solemnidad, silencio y respeto en una de las estaciones de penitencia más concurridas de la Semana Santa carpeña.

CAÑETE DE LAS TORRES

Las Cadenas

La madrugada del viernes estuvo marcada por la popular procesión de Las Cadenas, desde la ermita Madre de Dios hasta la parroquia de la Asunción. El chasquido de las cadenas llamaba la atención en una noche en silencio, con todas las luces del pueblo apagadas y donde la hermandad de los negros trasladaba al sepulcro entre sábanas blancas. El sonido ronco del tambor, los cantos fúnebres y las alabanzas a Jesucristo eran constantes. Por la mañana salía Padre Jesús y la Santa Faz y por la noche el Santo Sepulcro y la Virgen de los Dolores. Más tarde, la Soledad. Ayer sábado también fue la Semana Santa chica por la tarde, y por la noche el Resucitado, tras la Vigilia Pascual.

PEDRO ABAD

Los Dolores y la Verónica

El viernes por la madrugada salió la imagen del Nazareno, Nuestra Señora de los Dolores, la Verónica y la Magdalena, en la denominada procesión del Sermón del Paso, que este año ha corrido a cargo de Juan Venzalá Castilla. Por la noche fue la procesión del Santo Sepulcro, con el Cristo Yacente, marcado por el silencio; la Magdalena y Nuestra Señora de los Dolores, ambas con una banda de música. En el recorrido destacó la ofrenda anual a la santa perabeña Rafaela María, así como la presencia de un viejo altar del siglo XVIII de la Virgen de los Dolores, donde hizo parada su titular, que es una de las nueve que se conserva en Córdoba. Ayer sábado fue la concurrida noche de la quema de Judas.

VILLA DEL RÍO

El Padre Jesús

En Villa del Río la Semana Santa está alcanzando cotas insospechadas de popularidad y participación. La madrugada, con Padre Jesús, fueron unas horas cargadas de emoción, así como la mañana, con el Sermón de Pasión en la plaza de la Constitución, con San Juan, la Magdalena y la Verónica. Por la noche le tocó el turno al Cristo de los Estudiantes, al Cristo Yacente y la Soledad. Ayer sábado por la procesión de Nuestra Señora de las Angustias.

VILLAFRANCA

El Nazareno y la Misericordia

Cada vez son más los turistas que pasan sus vacaciones en la localidad en estas fechas y son más las personas que se acercan a ver las procesiones. El viernes estuvo marcado por la procesión del Santísimo Cristo de la Caridad, llevado por mujeres, y Nuestra Señora de la Soledad, por hombres. Una procesión de respeto y silencio, con la actuación de la Banda de Nuestra Señora de los Remedios cerrando el cortejo.

PEÑARROYA

Nuestra Señora de la Salud

El Sábado Santo en Peñarroya-Pueblonuevo se celebró con la partida de Jesús Resucitado y Nuestra Señora de la Salud de la Parroquia El Salvador y San Luis Beltrán a las 00.00 horas. Recorrió las calles del distrito de Peñarroya portado por jóvenes costaleras y costaleros.

CASTRO DEL RÍO

Nuestro Padre Jesús Nazareno

Durante ocho horas se prolongó el desfile procesional de la Hermandad de Nuestra Padre Jesús Nazareno, una de las que más fervor recibe en Castro. La salida de la iglesia de Jesús a las cuatro de la madrugada, concluyendo su recorrido más allás de las 120.00 horas.

ALMEDINILLA

Nuestro Padre Jesús Nazareno y Virgen de los Dolores

La localidad de la Subbética vibró como cada año con los titulares de su parroquia. Nuestro Padre Jesús Nazareno y la Virgen de los Dolores procesionaron y fueron mecidos cara a cara en una jornada de Viernes Santo en la que el Nazareno bendijo los tradicionales 'hornazos'.

Temas relacionados
 
Opinión
EL CIRIAL

Acabó, pero: ¿A dónde vamos a llegar?

Por: Francisco Mellado

VOCES DE HERMANDADES / LA EXPIRACIÓN

Comienza la cuenta atrás

Por: José Luis Cerezo

VOCES DE HERMANDADES / EL DESCENDIMIENTO

Reflexiones en voz alta

Por: José Enrique Domenech

Horarios
  • Semana Santa Córdoba 2017 / Horarios

  • Semana Santa Córdoba 2017 / Horarios

  • Semana Santa Córdoba 2017 / Horarios

  • Semana Santa Córdoba 2017 / Horarios

  • Semana Santa Córdoba 2017 / Horarios

  • Semana Santa Córdoba 2017 / Horarios